José Antonio Meade junto con el Gobernador del Banco de México