Ante quinta caída del PIB, urge #SalarioSolidario: COPARMEX

  • Ante quinta caída del PIB, urge #SalarioSolidario: COPARMEX

    Foto: Internet

El Producto Interno Bruto de México registró un descenso real de 1.6 por ciento durante el primer trimestre de 2020, respecto al último trimestre del año previo, con lo que acumulan cinco caídas a tasa trimestral, lo que implica que llevamos un año (cuatro trimestres) en recesión técnica, según cifras desestacionalizadas del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI).

Asimismo, se registró una caída anual real de (-)2.4%. Esta es la contracción más fuerte desde el tercer trimestre de 2009, y la tercera caída anual consecutiva. A su interior, la caída más fuerte se registró en las actividades secundarias con (-)3.8%, seguida por la caída en las actividades terciarias con (-)1.4%. Por su parte, las actividades primarias crecieron 1.2%. Esta caída se ubicó 0.4 puntos por encima del consenso del mercado (-2.0%).

Estos datos solo están capturando una semana, del 23 al 31 de marzo de 2020, de la Jornada Nacional de Sana Distancia, y que aparentemente finalizará, para la mayor parte del país, el próximo 30 de mayo del 2020. En ese marco, la fuerte contracción de la economía mexicana se puede explicar por:

 

También te puede interesar: UACh conmina al STUACh a levantar la huelga el próximo domingo

 

1.- Las disrupciones en las cadenas globales de suministro

Estas se experimentaron durante el primer trimestre del año debido al COVID-19. Durante el primer trimestre del 2020, la economía de Estados Unidos registró una caída anualizada de (-)4.8%. Esta medición es distinta a la que hacemos en México, por lo que la tasa trimestral comparable es de -1.2%. Esto implica que nuestro país tuvo una caída trimestral 0.4 puntos mayor a la que registró EE. UU.

Considerando cambios trimestrales, el continente europeo registró durante el primer trimestre de 2020 las mayores caídas desde la Segunda Guerra Mundial. Los datos por país muestran caídas sin trimestrales sin precedentes: (-)5.8% en Francia, el (-)5.2% en España, (-) 3.9% en Bélgica y (-)2.5% en Austria.

Italia entró oficialmente en recesión técnica, aunque con una menor caída del PIB de lo esperado del (-)4.7%. En el conjunto de la Unión Europea, la caída fue del 3.5%. En su comparación anual, el PIB de la eurozona cayó (-)3.3% y (-)2.7% en toda la Unión Europea. Se tratan de las caídas anuales más pronunciadas desde 2009, cuando el PIB cayó (-)4.5% y (-)4.4%, respectivamente.

2. Una crisis global que nos encuentra con una economía debilitada

En 2019, la economía mexicana se contrajo 0.1%. Esta fue la primera caída anual desde la crisis financiera global 2008-09. En general, en 2019, todas las variables macroeconómicas mostraron caídas o debilitamientos, y se registró un marcado deterioro en la confianza empresarial. Reflejo de esto son los datos de crecimiento de las economías estatales para el cuarto trimestre de 2019, en donde 22 entidades decrecieron y solo 10 mostraron crecimiento.

Ante estos datos, Coparmex prevé:

1. Caída en el empleo

En marzo 2020 se registró una pérdida de 130,593 empleos asegurados en el IMSS, con respecto a febrero 2020. Esta caída es 17% mayor a la registrada en mayo 2009, cuando ocurrió el periodo de contingencia durante a la Influenza AH1N1 (111,476 empleos perdidos). El 37% de los empleos perdidos en marzo se registraron en Quintana Roo, seguido por Ciudad de México (9%) y Sonora (7%).

Según la información presentada por la Secretaría del Trabajo y Previsión Social (STPS), en el periodo del 13 de marzo al 6 de abril se perdieron 346,878 empleos. Este monto es mayor a todo el empleo que se generó en 2019 (342,077). Este periodo sólo incluyó dos semanas de contingencia. De seguir con este ritmo de pérdida de empleos, tendríamos alrededor de 700 mil empleos perdidos al terminar abril y alrededor de 1.3 millones al terminar mayo.

México ya venía con una tasa de generación de empleo formal a la baja. La tasa anual de generación de empleo en marzo fue de 0.6% con respecto a marzo 2019. La tasa anual más baja desde enero 2010 que fue de 0.02%

2. Datos de la balanza comercial

Los datos de la balanza comercial para marzo muestran el fuerte impacto de la crisis global e interna que estamos experimentando. Por un lado, se registró una caída en las exportaciones del (-)4.7%. En los últimos meses, las exportaciones venían mostrando caídas impulsadas por el debilitamiento de la manufactura en EEUU. Sin embargo, estas venían siendo un fuerte motor de la economía de nuestro país.

Preocupa también la caída en las importaciones que reflejan la debilidad del mercado interno. En específico, la caída del (-)18.1% en las importaciones de bienes de capital con lo que podemos estimar una menor inversión en los próximos periodos.

3. Perspectivas de crecimiento

Para 2020, las perspectivas de crecimiento del mercado están centradas entre el 6%-8%. Preocupa que el optimismo de la SHCP con respecto al resto del mercado, ya que con esa estimación se están basando los ingresos presupuestarios del 2020 y los Pre-Criterios de Política Económica para 2021.

Aquí se destaca el margen de diferencia entre las estimaciones. En específico, la Organización Mundial de Comercio (OMC) muestra tres distintas estimaciones dependiendo de la capacidad de recuperación. En el escenario más optimista, con una recuperación rápida, se espera una caída del (-)7%, y en su escenario más pesimista con una recuperación lenta la caída podría ser del (-)14.5%.

Proteger el empleo con #SalarioSolidario

La mayoría de los países ya están implementando medidas a la altura para hacerles frente. Sin embargo, aún estamos esperando medidas de tal envergadura por parte del Gobierno de México.

En el Sector Empresarial estimamos que, de seguir así, se podrían perder al menos entre 1 y 1.5 millones de empleos formales en México. Por ello exhortamos al Gobierno Federal encabezado por Andrés Manuel López Obrador, a que de forma urgente, tome medidas para proteger el ingreso de las familias mexicanas, como el #SalarioSolidario, que es un salario igual o menor al salario con el que cuenta cada trabajador. Se compone por una contribución del gobierno, una del patrón y otra del trabajador, con el fin de evitar despidos y cierres de empresas ante la falta de liquidez para pagar la nómina y otros gastos finos.

Pedimos a la Administración Federal a sumarse a las diversas medidas fiscales que la COPARMEX ha impulsado en conjunto con la iniciativa privada, con el objetivo de brindar liquidez a las micro, pequeñas y medianas empresas, entre ellas, la de establecer un salario solidario con el fin de proteger el empleo de más de 20 millones de trabajadores.

Notas Relacionadas