Se escuchó la voz

Se escuchó la voz

Foto: Internet

Amigos que gustan del football americano, les damos la más cordial bienvenida a esta su columna PRIMER DOWN.

En esta ocasión les platico que, para el Dr. Juan Manuel Bladé, presidente de la Organización Nacional Estudiantil de Football Americano (ONEFA), las posibilidades de que este 2021 no se juegue el torneo de la Liga Mayor son altas, tanto por la cuestión de la tercera ola de COVID-19 en México como la falta de preparación formal entre los equipos del circuito.

“Lo veo muy posible, arriba del 50%, de que se pueda cancelar la temporada, lo veo muy posible”, explicó el presidente.  

La liga anunció este lunes que el kickoff de la temporada de la Conferencia I (14 Grandes), programada para iniciar el 22 y 23 de octubre, fue recorrido dos semanas, por lo que el potencial arranque ahora sería el fin de semana del 5, 6 y 7 de noviembre.

“Yo estoy convencido que los jugadores no van a estar preparados. La verdad sí vamos a estar arriesgando a nuestros jugadores a lesiones porque sabemos que, en nuestro deporte, las lesiones se dan. Cuando no estás bien preparado, se dan con más ganas. Esto es lo que me da a pensar que hay muchas posibilidades de que esta temporada se tenga que cancelar”, dijo Bladé.

El también representante de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL) ante la ONEFA ahondó que, a pesar de que el número de instituciones entrenando de manera presencial son mayoría, muchas aún no han aceptado que la temporada es inviable.

“La mayoría de las instituciones no se han animado a decir “yo no puedo participar”, se están esperando a ver si la situación mejora para poder cumplir, pero muy en el fondo están pensando que no pueden participar”.

Las últimas dos semanas, del 8 al 14 y del 15 al 21 de agosto, han sido las dos con mayor cantidad de contagios desde que inició la pandemia en México, totalizando 127 mil 727 y 125 mil 444 infecciones, respectivamente. La última actualización del semáforo epidemiológico de la Secretaría de Salud federal (SSA) colocó a cinco equipos de la Liga Mayor en entidades en color rojo, 19 en naranja y seis en amarillo.

En su Asamblea General Ordinaria, celebrada en junio pasado, la ONEFA anunció que en el mes de agosto los equipos podrían empezar a entrenar no solo en campo, sino también las prácticas equipadas, pero ya en la recta final de este mes, por lo menos seis escuadras del máximo circuito no pueden entrenar ni siquiera de manera presencial: Águilas Blancas y Burros Blancos del IPN, Auténticos Tigres UANL, Pumas CU, Borregos Toluca y Aztecas de la UDLAP.

Las instituciones educativas son las que están restringiendo la actividad de estos equipos, ya que prácticamente en ninguna de éstas las clases presenciales se han reanudado. Por ejemplo, el IPN anunció que su semestre de otoño no verá la modalidad presencial regresar a su totalidad, y que el inicio del ciclo será en línea.

De la misma manera, en la UANL por lo menos hasta el 4 de octubre la enseñanza se mantendrá en sistema a distancia. La UNAM indicó que regresará a clases presenciales una vez que la CDMX logre mantenerse en semáforo verde durante tres semanas consecutivas y la UDLAP anunció que su semestre comenzará hasta el 27 de septiembre y lo harán en línea.

Es en este contexto que la preparación entre los equipos de la Conferencia I no ha sido pareja.

“Estamos teniendo problemas porque seguimos entrenando a distancia. Las instalaciones no se han abierto para clases y no se han abierto para entrenamientos. Específicamente en la UANL, mientras no se regrese por lo menos a la modalidad híbrida, no van a abrir los campos para entrenar”, agregó Bladé.

La decisión de sí o no avanzar con la temporada en 2021 se resolvería con una votación entre los miembros tanto del Comité Directivo de ONEFA como de los representantes de las instituciones miembro de la Liga Mayor, en las que los votos tienen el mismo peso. Bladé indicó que, en caso de haber un empate en dicha votación, él como presidente tendría el sufragio de desempate. En este escenario, él votaría por cancelar el torneo.

“Donde sí me correspondería a mí tomar la decisión por reglamento es, si en la votación se llegara a empatar. Si se llegara a empatar, la decisión recaería en mí, pero si la decisión está así, quiere decir que el problema estaría igual como estamos ahorita, y yo creo que me iría por el lado de ser cauteloso, no correr riesgos, y una vez más cancelar la temporada”.

Tras el anuncio de que el kickoff de la Conferencia I se recorrería hacia el 5 y 6 de noviembre, Bladé indicó que las instituciones y sus representantes se reunirán nuevamente el próximo lunes 6 de septiembre.

En caso de que la pandemia mantenga condiciones similares a la actualidad, la reunión podría enfocarse en buscar escenarios alternativos para la Liga Mayor: jugar con los equipos que puedan hacerlo, recorrer una vez más el arranque, proponer una temporada en primavera o definitivamente cancelar por segundo año consecutivo. Sabia decisión en un momento en que las cosas…no mas, no mejoran…

Agradezco su atención a la presente colaboración, y los espero con sus comentarios, en la próxima ocasión de esta su columna PRIMER DOWN…hasta entonces.

Notas Relacionadas

Primer Down

Pablo Velasco Venegas