No es con decretazos, Andrés, como se gobierna México

No es con decretazos, Andrés, como se gobierna México

Foto: Internet

Ante su incapacidad, inutilidad, arrogancia, nulidad para gobernar bajo la democracia que lo llevó a Palacio Nacional, la Transformación de 4ª (léase López Obrador) simulando, mintiendo, albazando (permítaseme el galicismo), es decir, adelantarse a algo a la mala, ventajosamente, en mal leche, etc. ha implementado una nueva forma de imponer “su estilo” para hacernos creer que en México sólo manda él; su voz es la que debemos acatar, es el dueño de la verdad absoluta, mancillando la Constitución, creó el decretazo como vía para lograr sus fines.

Ya existen varios ejemplos de “este recurso” que si bien, ostenta la Banda Presidencial, le asiste el Derecho, pero en su caso no el moral, ni ético. Se ha adueñado del Poder, con el respaldo del Poder Legislativo, quien le aprueba sus decretazos, pese a que la insignificante oposición, en ambas Cámaras, haga ruido, amenace y se rasgue las vestiduras. Es un contrapeso sin peso, sin capacidad, sin saber “negociar” que es el arte de la política, por eso el mayoriteo vino tinto, arrastrado, agusanado le da  “aprobado” a todo lo que llegue de Palacio Nacional, que ha convertido a las Cámaras de Diputados y la de Senadores en el traspatio de Poder Ejecutivo.

“Por la libre”, El Peje ha colocado en lugares estratégico para su intención dictatorial, a “floreros”, plastilinas (fácilmente moldeables), testaferros, quienes le allanan el camino para su sueño dorado: el poder omnímodo (que no tiene límites ni contrapeso. Quien lo ostenta puede imponer su voluntad y actuar de acuerdo a sus intereses, sin preocuparse por las consecuencias… Es propio de un dictador), mal utiliza el recurso legal del Decreto, lo adapta para cercar el espíritu republicano y la separación de poderes, para jalar los hilos hacia donde quiere.

Para contextualizar el motivo de esta entrega y definir lo que he llamado decretazo, déjenme detallo lo que el diccionario señala como Decreto, que Andrés Manuel toma literal -si no es, así parece-: “Decreto es una decisión tomada por una autoridad (AMLO) pública sin que medie un consenso, es decir, una decisión unilateral. Los decretos pueden ser leyes o acciones que emanan del Poder Ejecutivo, que se publican sin que el Poder Legislativo (maniatado) intervenga”

Entre desatinos, necedades, errores, dislates, desconocimiento de las cosas, incapacidad por demencia senil, López ha encontrado en este recurso constitucional su arma para llevar una administración equívoca, impositiva, corrupta, inoperante, impune (verdad Bartlet, Nahle, Alcalde, Ebrard, Gómez Urrutia, etc.?), que en varias ocasiones la Ley y/o la sociedad han hecho recular ante evidentes violaciones a leyes, decretos, reglamentos, a la propia Carta Magna.

Por la ausencia de un razonable, al menos, Plan Global de Desarrollo, que por ley debe presentar antes de protestar el cargo. La evidente improvisación de los integrantes del gabinete –legal, ampliado, descentralizado- por sus ocurrencias, reacción a los hechos, jamás prevé o se adelanta a ellos, etc. López Obrador y su primer círculo recurren a “la fácil” lanzar Decretos para “a ver si es cola y pega” e imponer decisiones no consensuadas, acordadas, discutidas o analizadas… Les vale madres, aplican el totalitarismo “somos gobierno, tenemos el poder y lo imponemos”

Cada vez que el tabasqueño tiene una ocurrencia, o sus fetiches le soplan algo, utiliza el púlpito mañanero para amenazar “enviaré una iniciativa”, “decretaré” tal cosa. “Aviso que modificaré”, bla, bla, bla, sabedor de que el Legislativo, sin leer, analizar, debatir,  avasalla (mayoriteo) las propuestas (línea)

Le doy dos ejemplos de modificaciones (por sus cataplines) Constitucionales para favorecer a “sus amigos” con cargos de primer nivel. En noviembre de 2018, antes de tomar posesión ordenó a sus esbirros en el Senado modificar el Artículo 21 de la Ley Federal de las Entidades Paraestatales, en colusión con las Comisiones de Igualdad de Género y la de Estudios Legislativos Segunda, para que gachupín, avecindado en México, Paco Ignacio Taibo II, pudiera asumir la Dirección General del Fondo de Cultura Económica (FCE), quitando el candado que prohibía que un extranjero (no nacido en México) fuera ungido al cargo. El Peje se salió con la suya.

En noviembre de 2019, López Obrador, repitió la receta (inconstitucional). Violentando la Carta Magna y los Estatutos de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH)  dispuso que Rosario Piedra Ibarra, hija de la “mártir” jajajaja, Rosario Ibarra de Piedra, asumiera la Presidencia de la Comisión, con el mayoriteo de la fracción de Morena en el Senado, pese a que ambas instancias legales, impedían hacerse del cargo.

El “florero” Piedra Ibarra, a siete meses de usurpar la titularidad de Defensoría Ciudadana, es un cero a la izquierda, no tiene perfil profesional para el cargo, es aliada incondicional del gobierno federal (T4a), que ofende, agravia, atenta, ataca a la sociedad.

Pero por ser hija de una “víctima” –según Rosario Ibarra- de injustica gubernamental. Su hermano Jesús, guerrillero de la Liga Comunista 23 de septiembre, desapareció en 1975 después de participar en el atentado contra prominente empresario regiomontano quien falleció a manos de los mercenarios, de Jesús Piedra Ibarra, nunca más se supo de él.

El “florero” está en la CNDH por capricho de López Obrador, quien violentó la Constitución para compensar a la amiga por la desaparición de su guerrillero hijo.

Así se las gasta el inquilino de Palacio Nacional, utiliza para sus intereses los decretazos.

Decía el maestro priista Don Jesús Reyes Heroles, “en política no hay casualidades”. “lo que se ve, es” y nunca como ahora el siguiente símil entre Hugo Chávez (dictador venezolano) y su amiguísimo, fan, clon, ideal, Andrés Manuel López Obrador, “cae como anillo al dedo”: cuando Chávez aspiró a una cuarta reelección, cuadró de tal manera la Asamblea Nacional (aquí Cámara de Diputados), para otorgarle supra poderes, ya envestido como Dictador: “la ley permitirá al presidente emitir decretos en la atención sistematizada y continua a las necesidades humanas vitales y urgentes derivadas de las condiciones sociales”

Como el difunto Chávez, López con su Legislativo (mayoriteo en diputados y senado) asume la misma posición utilizando el Decreto como venganza contra sus enemigos.

Sucedió así recientemente cuando Rocío Nahle, quien cobra, sin desquitar salario, como Secretaria de Energía, motu proprio –aparentemente, pues en la T4a nada se mueve o hace sin la bendición del Peje- dispuso un Decreto, enviado al Diario Oficial de la Federación para su publicación inmediata y a la Comisión Nacional de Mejora Regulatoria, para frenar la entrada a México de nuevas empresas que producen energía limpia a través del aire y el Sol, pues su mesías seguirá utilizando la fósil (petróleo, carbón), de ahí su enfermiza obsesión de construir la refinería Dos Bocas, en Tabasco.

Luego de recibir el texto de Nahle, el DOF y la CONAMER, rechazaron el Decretazo. Sin embargo trascendió a los medios, a los empresarios nacionales y extranjeros que habían firmado o comprometido recursos para construir Centrales eólicas y solares en el país por lo que protestaron e inconformaron. Vergüenza mundial.

El petardazo de la Nahle tiene dos lecturas, se “fue por la libre” saltando a su Jefe o fue de mala lecha para conocer la reacción de los interesados, en ambas es una pend….a. Por el momento no se aplicará, pero el mensaje desviste a la Transformación de 4ª, que ha prostituido este recurso legal (Decreto) con fines meramente políticos, electorales y futuristas.

Otro decretazo en la T4a que luego de conocerse en los medios de comunicación los involucrados recularon y repartieron culpas.

Resulta que la democracia, el Pacto Federal, la vida republicana e institucional que hemos ganado los mexicanos está en riesgo, pues Andrés Manuel pretende controlar TODO. Ya lo hace (Poderes Judicial, Legislativo, Ejecutivo, Fiscalía General de la República, CNDH, Consejo de la Judicatura Federal, Guardia Nacional, Ejército, Marina, Fuerza Aérea Mexicana, C’s 2, 3, 4, 5, policías cibernética y política, Agencia Nacional de Inteligencia (antes CISEN), etc. con ellos quiere conculcar derechos individuales, civiles y colectivos.

De esta afrenta nacional sólo se han salvado 3 instancias: Banco de México, INE y Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF), en donde topará con la fortaleza y unión de los mexicanos para impedir que el último bastión de la democracia nacional (INE) sea mancillado, desaparecido por la T4a.

El primer intento ya se dio desde la Secretaría de Economía, sí, desde una dependencia que no tiene injerencia en la decisión del voto ciudadano. Pero… a través de un decretazo, oootro,  (a ver si es cola y pega)  publicó en el Diario Oficial de la Federación un intento de “golpe antidemocrático” con el Proyecto de Norma Mexicana para Regular a las Organizaciones Electorales (desde el INE, hasta los organismos electorales estatales). Es decir, López quiere controlar a los árbitros de este derecho humano y crear un solo organismo, cuya preparación, organización, vigilancia, conteo y resultados sería dados a conocer sólo por el Gobierno Federal, o sea, Andrés Manuel López Obrador.

Eso ya lo padecimos, durante la Dictadura Perfecta del PRI (70 años en el poder). La Secretaría de Gobernación convocaba, organizaba, “vigilaba”, trasladaba urnas, contaba y decidía quién ganaba, (siempre el PRI ¿verdad Manuel Bartlet), a través de la Comisión Federal Electoral (CFE), luego el Instituto Federal Electoral (IFE) Esto mismo quiere imponer la T4a con ese decretazo que emitió la Secretaria de Economía.

Cuando, nuevamente, los medios decentes nos enteramos del albazo publicado en el DOF, reaccionaron los esbirros de López. Ipso facto, la ineficiente Secretaria de Economía, Graciela Márquez Colín, al enterarse que su jugarreta fue descubierta salió a declarar, mea culpa, “en el caso del proyecto que nos ocupa, la Norma propuesta no busca interferir en las atribuciones del INE, ni de los organismos públicos locales electorales cuya autonomía está garantizada en nuestra Carta Magna”, ¡no le queda de otra!, su perverso plan había sido descubierto!

El decretazo en cuestión señala, cito textual “AVISO de consulta pública del Proyecto de Norma Mexicana PROY-NMX-CC-54001-IMNC-2019… Sistemas de Gestión de la Calidad… Requisitos específicos para la aplicación de la Norma Mexicana NMX-CC-9001 de Organizaciones Electorales en todos los niveles de Gobierno.

La Secretaría de Economía por conducto de la Dirección de Normas con fundamento en” chalalá, chalalá,   Así o más claro Márquez Colín, el decretazo salió de su oficina.

Tratando de enjugar sus culpas y responsabilidad, la nefasta burócrata, acusó que fue la Asociación Civil, Instituto Mexicano de Normalización y Certificación responsable del texto, (sic) “sin que la Secretaría de Economía haya tenido participación alguna en su desarrollo o contenido” ¡Qué cobardía!

¿Desde cuándo, Márquez Colín un particular idea, redacta, traslada, entrega y ordena a una dependencia oficial, publicar en el Diario Oficial de la Federación, un decretazo que atenta contra la democracia del país?

¡No se esconda en su falda, asuma la responsabilidad!

López Obrador, Márquez Colín, Olga Sánchez Cordero, la T4a, le jugaron a la trampa, el albazo, al desinterés popular en tiempo de Coronavirus. Aprovecharon la cortina de humo de muertos, contagios, sospechosos de COVID para intentar asesinar la vida democrática de México, pero fuimos más inteligentes y descubrimos su, OJO, “traición a la Patria”

 

Notas Relacionadas

Luis Repper Jaramillo

Luis Repper Jaramillo