En México prevalece la debilidad en el Estado de Derecho: CNDH

  •  En México prevalece la debilidad en el Estado de Derecho: CNDH

    Foto: Internet

El Ombudsman nacional, Luis Raúl González Pérez sostuvo que la debilidad de nuestro Estado de Derecho es el principal problema que nos afecta y ello pone en riesgo el futuro del país.

Lo anterior en el marco de convenio de colaboración para sumar esfuerzos y capacidades para consolidar una educación en y para los derechos humanos, entre la  Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) y la Facultad de Derecho de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

En el acto en que firmó dicho convenio con el Director de la Facultad de Derecho, Raúl Contreras Bustamante, González Pérez puntualizó que corrupción, impunidad, inequidad y falta de acceso a la justicia gravitan alrededor del cumplimiento y aplicación de las normas e impiden consolidar una verdadera cultura de respeto y cumplimiento de la ley, generándose en la sociedad una noción débil de justicia y desencanto sobre las instituciones, que no pueden dar respuesta a las demandas de civilidad y seguridad, ni generar un entorno donde la convivencia pacífica entre las personas sea posible y los derechos humanos tengan vigencia.

 

También te puede interesar: México seguirá luchando porque se respeten los DH en EU: EPN

 

Destaco la gran incredulidad y desconfianza de la sociedad sobre la efectiva aplicación de la ley, así como de la actuación de las autoridades o instancias encargadas de hacerlo, ante la falta de convicción de que el sistema jurídico realmente se aplique.

González Pérez dijo que  la estrecha relación entre la Facultad de Derecho y la CNDH que tienen como fin común la defensa de la dignidad de las personas, y reconoció el dinámico trabajo que realiza esa institución universitaria, motivada por la formación de generaciones de alumnos útiles a la sociedad.

Refirió que es objeto del convenio suscrito imbuir en la sociedad la inaplazable necesidad de cumplir y respetar las leyes para fortalecer el respeto y vigencia de los derechos humanos, así como sentar las bases que produzcan un cambio de paradigma en toda la sociedad, al generar en sus integrantes la convicción de que el cumplimiento de la ley es útil y positivo, que la honestidad y la integridad nos fortalecen individual y colectivamente, que el cumplimiento de obligaciones nos legitima y faculta para exigir nuestros derechos y que el parámetro de nuestra actuación debe ser el bien común y la prosperidad general.

 

Notas Relacionadas