Equilibrio entre progreso y protección de naturaleza, para asegurar el futuro de México

  • Equilibrio entre progreso y protección de naturaleza, para asegurar el futuro de México

    Foto: Internet

La secretaria de Medio Ambiente y Recursos Naturales, Josefa González Blanco Ortiz Mena, subrayó la importancia de las Áreas Destinadas Voluntariamente a la Conservación (ADVC), porque son espacios en donde se defiende el interés de una comunidad, ejido o pueblo, y no de personas ajenas al sitio. “Es un ejercicio voluntario que beneficia a los ecosistemas y a todo el entorno”.

Explicó que el objetivo para este sexenio es decretar un millón de hectáreas de ADVC, y proteger esos territorios que están sistemáticamente amenazados por temas externos. “Debemos entender que puede existir desarrollo para un lugar, pero cuidando al ambiente y con protección al patrimonio cultural”.

Durante el foro “Fortalecimiento de las Áreas Destinadas Voluntariamente a la Conservación (ADVC). A 10 años de ser áreas naturales protegidas”, diputados, senadores y funcionarios federales de México y de la Agencia Francesa de Desarrollo, destacaron la prioridad de preservarlas para lograr una vida digna en las poblaciones rurales, generar empleos y reducir la pobreza a través de esfuerzos conjuntos entre los sectores.   

 

También te puede interesar: Se registra explosión en el Popocatépetl

 

La titular de la Semarnat agregó que en la actualidad existen 332 ADVC, distribuidas en 24 estados del país, con una superficie aproximada de medio millón de hectáreas y la participación de 84 mil personas.

Refrendó su compromiso con este esquema de conservación, al considerar que es un instrumento de defensa para los sitios naturales del país; además, dijo, está ligado a la pacificación nacional. “La característica de la Cuarta Transformación es que todos aportamos y avanzamos para una misma causa”.

“Tenemos que cuidar nuestras raíces y la cosmovisión, porque si no respetamos el espacio de donde venimos no sabremos hacia dónde vamos. Hay que difundir los beneficios de la certificación voluntaria mediante el diálogo con comuneros, organizaciones civiles y propietarios”, expresó.

Notas Relacionadas