CIOAC exige a AMLO auditar a organizaciones campesinas

  • CIOAC exige a AMLO auditar a organizaciones campesinas

    Foto: MNE 

Federico Ovalle Vaquera, Secretario General de la CIOAC, exigió al Presidente Andrés Manuel López Obrador dejar de calificar a todas las organizaciones campesinas de “corruptas” y lo retó a iniciar los procesos de auditoría e investigación contra de aquellas en las que tenga pruebas de actos de corrupción.

Lo emplazó a que en 15 días o a más tardar en un mes de nombres de organizaciones y liderazgos involucrados en dichos ilícitos e incluso lo conminó a encaminar dicha auditoría a la Central Independiente de Obreros Agrícolas y Campesinos pues esta agrupación no tiene temor de ser investigada.

Sin embargo dejó en claro de que al no encontrar indicio alguno de corrupción al interior de la CIOAC, el Jefe del Ejecutivo o cualquier funcionario del Gobierno Federal “dejen de hacer señalamientos infundados, falsos y propagandísticos pues nosotros no estamos en esas “pendejadas” como otras organizaciones.

 

También te puede Interesar: CONAPESCA apoyará a productores para incursionar en nuevos mercados

 

En el marco de la reunión nacional de dirigentes para celebrar el 56 aniversario de la fundación de la CIOAC, Federico Ovalle Vaquera dejó en claro de que la auditoría y la demostración de quienes estén incurriendo en actos de corrupción es un reto, una propuesta respetuosa al Presidente de la República para que “dejen de hacerle al cuento de que todos somos iguales cuando la CIOAC está a otro nivel”.

Además enfatizó que la CIOAC se mantiene y se mantendrá independiente de gobiernos, partidos políticos y del dinero no es una organización como muchas otras con líderes “balines, aplaudidoras, tapaderas del gobierno federal como las que se agrupan en el Movimiento Siglo XXI o las que durante años fueron filiales del PRI”.

En su discurso en el que habló de los retos que existen para la actual administración dijo que existen coincidencias con el Presidente de la República como es el caso del combate a la corrupción de ahí que también sea exigible conocer nombres y etapas de procedimientos judiciales así como viabilidad de encarcelamiento en contra de los “huachicoleros de cuello blanco” porque no se vale nada más decir que “todo el mundo es corrupto”.

En este mismo orden de ideas pero vinculado al ejercicio presupuestal 2019 tendiente al campo mexicano consideró el líder de la CIOAC que si de verdad se quería acabar con la corrupción se debió quitar el subsidio gubernamental a las empresas agro alimentarias nacionales e internacionales como son Bachoco, Bimbo, Gruma, Monsanto, e incluso Televisa, TV Azteca y sector minero.

Otro foco de infección en corrupción, dijo, es el rubro de vivienda rural y urbana al grado de que existen 10 millones de casas habitación asignadas, pagadas y  abandonadas que ya son “nido de ratas” junto con los institutos de vivienda que si han permitido la corrupción luego entonces urge una reingeniería en la Materia y la reasignación de estos bienes inmuebles olvidados a quienes verdaderamente los necesitan.

Federico Ovalle Vaquera quien expuso abiertamente coincidencias y diferencias con el gobierno emanado de MORENA también de la decisión de apoyar desde el gobierno a los productores de manera directa y calificó de “mentira” el argumento de que actualmente el apoyo no llega al productor ya que, sostuvo, “la mayoría de los recursos que llegan al campo están bancarizados, se entregan cheques a representantes de grupo o se trabaja el esquema de especie para asuntos relacionados a la vivienda.

De tal suerte que decir lo contrario es “propaganda barata”, por ello es momento de impulsar a los verdaderos productores del medio rural pero lamentablemente vemos que este gobierno q7ue se dice de izquierda canceló programas sociales para convertirlos en subsidios para empresas como Nestle cuando ello es “un error garrafal”.

Los programas sociales con los que dice contar la Administración Federal son a todas luces asistencialistas, véanse los destinados a jóvenes y adultos mayores, tienen una tendencia político electoral para el control de procesos personas o grupos lo que demuestra que no existe ninguna visión de “izquierda”.

Lamentablemente, alertó Federico Ovalle Vaquera, estos programas sociales son recursos en transferencia monetaria, “dinero regalado, no para invertir, no para producir y si para generar aplausos, votos y malas mañas que es igual a una política clientelar” cuando lo más sano hubiera sido garantizar una reforma fiscal capaz de provocar el crecimiento económico del país.

Aunado a lo anterior la otra divergencia el Presidente López Obrador olvidó la existencia de conflictos agrarios en el país mismos que siguen generando tensión y muertos más ahora con la reforma energética donde el daño colateral es la depredación al medio ambiente y en el mismo orden de ideas está el abandono de los 5 millones de jornaleros agrícolas ya que su programa asistencial en la materia por parte de la Secretaría del Trabajo no alcanza para atender dicha problemática.

Por todo el panorama antes citado y debido a que la CIOAC si hará valer su derecho constitucional para ser escuchada es que, Federico Ovalle, anunció una primera movilización, en todo el país, el 5 de febrero, con motivo del Día de la Constitución y será en todas las oficinas de los super delegados designados por el actual gobierno federal para reclamar un trato digno.

También para el 30 de enero CIOAC junto con el Frente Auténtico del Campo llevará a cabo una gran movilización en el estado de Chiapas para exigir el esclarecimiento del asesinato del líder campesino Luis Hernández Cruz registrado el 4 de mayo de 2017 con el aval del entonces Gobernador Manuel Velasco Coello.

En reserva quedará designar la fecha de la movilización nacional para la toma de SEDATU y FONHAPO en demanda del pago de vivienda correspondiente al ejercicio presupuestal 2018 para el estado de Morelos donde se adeudan 6 millones de pesos mismos que fueron desviados por funcionarios de estas dependencias en la pasada administración tal como sucedió con los 56 millones de pesos que quedaron a deber e Veracruz para el mismo fin.

Notas Relacionadas