"Algo no habremos hecho bien": Alberto Fernández

Agencias
14-09-2021

Buenos Aires. “Algo no habremos hecho bien”, admitió el presidente de Argentina, Alberto Fernández, luego del revés en las elecciones primarias para las legislativas de noviembre, y agregó que “nada es más importante para nosotros que escuchar al pueblo”.

El peronista Frente de Todos obtuvo 29.48 por ciento de los votos en los comicios de antier, mientras la coalición opositora Juntos por el Cambio, del ex mandatario Mauricio Macri, alcanzó 38.29 por ciento en las Primarias Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO).

Los opositores le arrebataron a su rival varias provincias y triunfaron, además, en las cinco de mayor peso electoral: Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe, Mendoza y la capital argentina. En la primera, la más poblada y bastión histórico del peronismo, la derrota por casi cinco puntos fue especialmente amarga.

 

También te puede interesar: Afganistán: La FAO hace un llamamiento para reunir 36 millones de USD

 

El inesperado resultado hace temer al oficialismo perder su mayoría en el Senado y aleja la posibilidad de lograrla en la Cámara de Diputados el 14 de noviembre, cuando se celebren los comicios para la renovación parcial del Congreso. Pero analistas no descartan que la tendencia cambie.

Las PASO fueron sólo para definir a los candidatos a las legislativas, pero son consideradas una suerte de encuesta a escala real que anticipa el resultado final.

Fernández asumió la presidencia en diciembre de 2019, en una fórmula que impulsó la ex presidenta Cristina Fernández Kirchner, ahora vicepresidenta, y aún le quedan dos años de mandato con un muy difícil panorama económico.

Al comentar los resultados de las PASO, el mandatario señaló antes de la medianoche del domingo: “los escuchamos con respeto y con mucha atención, porque sabemos que, evidentemente, hay errores que hemos cometido, de los cuales debemos aprender. Hay una demanda que no hemos entendido y a partir de mañana vamos a ocuparnos de resolver eso”, informó el portal El Destape.

“La campaña acaba de empezar y en noviembre debemos ganar porque tenemos un compromiso con el país; no se volverá atrás”, señaló en encendido discurso acompañado de Fernández de Kirchner y otros políticos y candidatos peronistas.

Fernández cerró con un claro mensaje a Macri, quien pidió su destitución: “quiero terminar mi mandato dejando un país de pie, sin pobres y con gente con trabajo”.

Cerró el acto, en el que fue el único orador, con un respetuoso saludo a los rivales del Frente de Todos, hoy ganadores: “felicito a quienes han tenido mejores resultados que nosotros y con toda la fuerza, en noviembre vamos a dar vuelta a esta historia.

“Confío en que el camino que iniciamos en 2019 no se altere”, insistió.

A su vez, el jefe de gabinete, Santiago Cafiero, reconoció el traspié electoral y comentó que el gobierno “está comprometido en escuchar el mensaje de las urnas” y abocarse a “profundizar la agenda de la reactivación económica”, en un contexto en el que la pobreza golpea a 42 por ciento de la población y la desocupación a 10 por ciento.

Argentina se encuentra en recesión desde 2018 y el año pasado, en medio de una larga y estricta cuarentena por la pandemia del Covid-19, la caída del PIB fue de 9.9 por ciento, una de las más importantes en la región.

Las PASO mostraron también una nueva figura ascendente, la del economista Javier Milei, que con un discurso provocador de derecha que apela a ideales libertarios resultó el tercero más votado en la ciudad de Buenos Aires (13 por ciento).

“¡Libertad, carajo!, ¡libertad, carajo!”, gritaba Milei antenoche ante sus seguidores, a los que llama “leones que deben despertar” en un estilo similar al del presidente brasileño, Jair Bolsonaro, o del exmandatario estadunidense Donald Trump.

De 50 años, con varios libros publicados, un programa de radio e incluso una incursión en el teatro, Milei captó el voto joven y masculino que rechaza a la clase política.

Los mercados financieros celebraron. El índice Merval, que mide el comportamiento de las principales empresas en la Bolsa de Comercio de Buenos Aires, subió 10 por ciento, y el dólar que se comercializa en el sector informal retrocedía tres pesos respecto del viernes y se vendió a 182 pesos por unidad.

En contraste, la presidenta de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, alertó que el macrismo es el enemigo porque “nos endeudó y empobreció por varias generaciones y fue parte de la dictadura que exterminó a una generación de mujeres y hombres que amaban la patria”.

Notas Relacionadas