"Magallanes", las heridas que nunca cierran

  • "Magallanes", las heridas que nunca cierran

    Foto: Internet

Estamos a un par de semanas de la ceremonia de entrega del Premio Oscar y, prácticamente, la cartelera comercial está abocada a presentar las cintas con más nominaciones o con las candidaturas a los galardones más representativos como mejor película y actuaciones.

Por supuesto que las nominadas a mejor película de habla no inglesa tendrán que esperar, como casi siempre en esta temporada, a ver cómo les va en esa feria llamada Oscar o a que alguna distribuidora se la agencie para presentarla en la parte latinoamericana del continente; esto en el mejor de los casos, ya que algunas de ellas no logran llegar a nuestras pantallas.

Para sacudirnos un poco la efervescencia "oscariana" que nos atosiga desde que se dieron a conocer las nominaciones, esta ocasión les queremos recomendar una de esas películas extranjeras que sudan sangre y lágrimas (metafórica y literalmente) para ver la luz y que, con desgracia, no llegan a los ojos de la mayoría del público. 

 

También te puede interesar: "Talentos ocultos", la estupidez del racismo y el sexismo se hacen visibles

 

Nos referimos al filme "Magallanes", del actor y ahora director Salvador del Solar (quien haya visto la adaptación cinematográfica de Mario Vargas Llosa, 'Pantaleón y las visitadoras', lo ubicará perfectamente como el protagonista), ópera prima en la que nos trae un relato ubicado en el Perú actual, su país, pero con un asidero oscuro en la historia de esta nación durante los años ochenta del siglo anterior con los abusos, asesinatos y violaciones a los derechos humanos perpetrados por el ejército contra la población en la región de Ayacucho, en su lucha por combatir al grupo comunista Sendero Luminoso.

La historia es simple, un taxista llamado Harvey Magallanes (Damián Alcázar, cumplidor) vive de este oficio, además de ser el chofer de su antiguo superior cuando servía en el ejército peruano, un coronel retirado (Federico Luppi) que ya está más allá que pa' acá. Cierto día, Magallanes descubre que a su taxi se ha subido una mujer, Celina (Magaly Solier), quien fue víctima  sexual de su jefe cuando estos andaban en las "andanzas".

Este es el detonante para que las heridas del pasado, que nunca cicatrizaron, vuelvan a supurar los recuerdos, los fantasmas, las pesadillas, las culpas, las redenciones y las ambiciones, en un contexto social parecido al nuestro en donde la mayoría aparentamos que aquí no ha pasado nada, cuando en realidad, ha pasado de todo y sigue pasando, por lo que, olvidar, o hacer como que olvidamos, no sirve, ni ha servido de nada.

Por un lado, la ambición por el dinero fácil, y por el otro, la compasión hacia la víctima quien trata de sobrevivir a ese infierno de abusos vivido, son las fuerzas opuestas por las que tiene que deambular Magallanes, al intentar chantajear a su jefe con el descubrimiento que acaba de hacer, donde el odio y el rencor le destilan por los poros; de la misma forma que demuestra sentimientos nobles hacia Celina, aunque éstos no lleguen a ser recíprocos.

Inspirada en el texto "La pasajera" del escritor  Alonso Cueto, "Magallanes" transita entre el thriller y el drama que si bien, tarda en desembrollar el asunto, una vez encarrilado éste, nos asegura una buena dosis de emoción, mezclada con indignación e incluso con algo de empatía hacia la victima visible y las miles de invisibles que suponemos existen todavía, sin que la cinta llegue a ser maniquea; sólo son  hechos abominables que hoy podemos conocer. ¿Cuántas historias similares existen un nuestra América Latina que no han visto la luz en los medios impresos y audiovisuales y que, tal vez, nunca la verán?

Tan sólo este es un motivo suficiente para ir a ver este tipo de cinematografía que, por su temática, sigue incomodando a los poderes que piensan que es mediante la política del garrote y el miedo con la que podrán seguir dominando a sus pueblos.

Para mala fortuna, y tras su paso por la 61 Muestra Internacional de Cine de la Cineteca, "Magallanes" se exhibe en unas cuantas salas comerciales, pero, afortunadamente, podemos acudir a la Cineteca Nacional para ver esta interesante propuesta del cine peruano. No la deje pasar.

Notas Relacionadas

Fotogalería Relacionada: 
Camino al Oscar 2017, las nominadas a mejor película

"La La Land". Con sus catorce nominaciones y su espíritu optimista, este filme se perfila como el gran triunfador de la noche. Dirigida por Damien Chazelle ("Whiplash") y protagonizado por Emma Stone y Ryan Gosling, esta cinta hace homenaje al género del musical y nos cuenta una historia de amor convencional que no sorprende. Si la Academia quiere dar un mensaje de esperanza ante la pesadilla de Trump, esta sera su opción. | Foto: Internet