Empresarios Mexiquenses piden mejorar Seguridad: Coparmex

  • Empresarios Mexiquenses piden mejorar Seguridad: Coparmex

    Foto: Twitter

La Confederación Patronal de la República Mexicana (COPARMEX), en conjunto con las organizaciones no gubernamentales Acción Ciudadana Frente a la Pobreza y OXFAM México, llevaron a cabo de forma virtual el primer panel ‘¿Cómo lograr la recuperación económica post COVID-19?’, dentro del Foro 'Juntos Saldremos Adelante’, en el cual participarán expertos reconocidos de talla internacional.

Todos ellos con el único propósito de aportar a la discusión, con su claridad, con su experiencia, respecto a cuáles serían la rutas para que podamos recuperar, no solamente el crecimiento, sino un desarrollo integral de las personas, a una sociedad que genere condiciones de prosperidad para todos, y de que se establezca un piso de bienestar en materia de educación, de salud, de empleo, de vivienda, y de una pensión digna para el retiro.

“La crisis sanitaria y la subsecuente crisis económica derivada de la pandemia del coronavirus SARS-CoV-2 (COVID-19), está planteando desafíos insospechadamente graves para nuestras sociedades y economías. Ante esta circunstancia es que las organizaciones convocantes a este Foro, se propusieron la búsqueda de las soluciones más pertinentes, para que podamos juntos sortear de la mejor manera posible este gran reto”, indicó Gustavo de Hoyos Walther, presidente de la COPARMEX.

 

También te puede interesar: Listos 2.6 millones de trabajadores de la industria minera para reanudar actividades

 

Una de las ponentes fue Nora Lustig, doctora en Economía por la Universidad de Berkeley; profesora de Economía Latinoamericana en el Departamento de Economía de la Universidad Tulane; investigadora no residente en el Centro para Desarrollo Global y el Diálogo Interamericano; directora del Proyecto Compromiso con la Equidad (CEQ​); editora del Diario del Foro de Desigualdad Económica; y vicepresidente de la Junta de Directores de la Red Global para el Desarrollo (GDN).

Además de Rolando Cordera Campos, licenciado en Economía por la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), de la cual es profesor emérito; doctor Honoris Causa por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM); coordinador del Programa 

Universitario de Estudios del Desarrollo de la UNAM y colaborador semanal del periódico La Jornada.

También participó como ponente Santiago Levy Algazi, doctor en Economía por la Universidad de Boston; ex subsecretario de Egresos en la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP); ex presidente de la Comisión Federal de Competencia (COFECE); ex director general del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS); y ex vicepresidente de Sectores y Conocimiento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

El moderador fue Enrique Cárdenas Sánchez, doctor en Economía por la universidad de Yale; ex rector de la Universidad de las Américas Puebla (UDLAP); ex director ejecutivo del Centro de Estudios Espinosa Yglesias, A.C.

Este último destacó que la crisis que estamos enfrentando sólo tiene antecedentes en cuanto a su severidad, en la Gran Depresión de 1929, que se prolongó casi toda una década, y que “tristemente”, sólo la Segunda Guerra Mundial sacó a las economías de su letargo. “Fue entonces que el mundo aprendió, que una crisis de esa magnitud debe ser enfrentadas con todas las fuerzas del Estado”, indicó el moderador del panel

“El Gobierno debe intervenir con decisión y con sabiduría, para paliar los efectos de una crisis severa como la que estamos enfrentando hoy. Quizá, la actual sea todavía más cruel y poderosa, ya que afecta a las fuerzas de la oferta y las de la demanda por igual, es decir, le pega a empresas y cadenas de suministro, al tiempo que reduce la demanda de bienes y servicios de forma dramática”, abundó Cárdenas Sánchez.

“Por eso, la gran mayoría de las naciones en el mundo desarrollado, en países emergentes y aun en aquellos que apenas están en desarrollo, han tomado medidas de apoyo a las personas, a las familias y a las empresas, grandes y pequeñas, para enfrentar la crisis. Lamentablemente México es una excepción a ese comportamiento. Las medidas adoptadas por el Gobierno Federal son insuficientes, tardías y no siempre bien enfocadas para tener el mayor impacto por cada peso invertido, lo que que la sociedad ya está resintiendo”, resaltó el moderador.

Por su parte, Cordera Campos señaló que se debe atender de manera prioritaria a todos aquellos contingentes sociales y sectores productivos, con la esperanza de que aún haya tiempo, ante una oleada de desempleo masivo. Sin embargo, para llegar a ese momento de recuperación, implicaría un gran esfuerzo público-privado nacional de inversión, así como de acuerdos específicos sectoriales y regionales.

El economista habló de transferencias en gran escala, créditos de apoyo, posposición de pago de impuestos y hasta condonación de cuotas obrero patronales. Cordera Campos también propuso la construcción de un convenio fiscal de largo alcance, un planteamiento de reforma hacendaria, no sólo tributaria, que ya quite de “nuestra penuria fiscal más impresentable e inimaginable”.

En su turno, Nora Lustig señaló que México y América Latina enfrentan una doble crisis: la inducida para hacer frente a la pandemia con las medidas de contención, y, por otra parte, está el choque externo (caída demanda de remesas, exportaciones, etcétera). En segundo lugar, la economista aseguró que esta es una crisis diferente, porque no tiene culpables: ni de que exista el virus, ni de que se tengan que tomar las medidas de distanciamiento social y las cuarentenas.

Sin embargo, la forma en que respondan los gobiernos, sí generará culpables si no se responde bien, tanto en lo sanitario, como en lo económico y social, según lo indicó. “Creo que la estrategia que está siguiendo el Gobierno mexicano no es la adecuada”, recalcó Lustig, quien abundó que todos los sectores están clamando a gritos tener una política anticíclica (hasta los que antes estaban en contra), tanto en el ámbito fiscal, como monetario, porque hay que detener la caída que podría llegar hasta dos dígitos del Producto Interno Bruto (PIB).

“Si para el Gobierno los pobres son primero, hay que contener la caída en el ingreso como primera medida, y poner en marcha políticas sociales de la envergadura que se requieren en estos momentos. Si realmente se quiere poner a los pobres primero, hay mucho que hacer, primero en el frente macroeconómico, segundo en el de protección social”, agregó la economista argentina.

Para Levy Algazi el país no puede pedirles a los trabajadores, que no vayan a trabajar, sin darles un medio sustituto de ingreso, y tampoco puede pedirles a las empresas que no despidan a los trabajadores formales, cuando sus ventas se han colapsado, sin darles apoyos para que no cierren las fuentes laborales.

“Los programas sociales del Gobierno Federal son bienvenidos, y deben mantenerse, pero no son la respuesta a la crisis que estamos enfrentando”, dijo el ex funcionario federal, quien afirmó que están en riesgo 20 millones de trabajadores informales urbanos a quienes se les está pidiendo que no vayan a laborar, además de 20 millones de empleos formales, a quienes sus empresas por razones de liquidez o de solvencia, van a bajarles los sueldos o despedirlos.

“La respuesta de la política pública debe centrarse sobre medidas para el apoyo de los ingresos de los trabajadores informales y en la protección de los empleos formales, medidas que no son equivalentes a la expansión de los microcréditos, ni de las pensiones no contributivas o las becas educativas, que no ayudan en esta crisis en particular. Han pasado más de dos meses y las medidas no se han implementado, pero aún estamos a tiempo de hacerlo”, aseveró Levy Algazi.

Al final, José Medina Mora Icaza, secretario General de la COPARMEX, hizo un resumen de las ponencias, dentro de las cuales destacó que se debe repensar profundamente una reforma fiscal y de seguridad social, ya que de no hacerlo, regresaremos a una mediocridad.

“Lograr un Estado de Bienestar mexicano de la cuna a la tumba. No habrá crecimiento económico sostenido, si no hay inversión. Cambiar las ideas, fortalecer las instituciones e impulsar la política anticíclica. Si queremos proteger a los pobres, está bien, pero también se tiene que proteger a las clases medias. Es muy difícil la recuperación económica sin la participación del Gobierno Federal, y por eso se tiene que lograr un gran Acuerdo nacional en el que contribuyan todos los sectores”, sintetizó Medina Mora Icaza.

Este jueves 14 de mayo, en la segunda mesa titulada “¿Cómo preservar las fuentes de empleo y recuperar el poder salarial cuando termine la contingencia?”, participará Mónica Flores Barragán, directora general de ManPower México, Jorge Suárez Vélez, economista y analista financiero, así como Ricardo Becerra Laguna, misma que será moderada por Rogelio Gómez Hermosillo, coordinador de Acción Ciudadana Frente a la Pobreza y coordinada por Ricardo Fuentes-Nieva, director ejecutivo de OXFAM México. Para conocer más detalles del Foro y obtener las fechas y temas de los dos paneles restantes, favor de ingresar a la página: https://coparmex.org.mx/juntos/ .

Notas Relacionadas