Barcelona a sentenciar y Liverpool por un nuevo milagro

  • Barcelona a sentenciar y Liverpool por un nuevo milagro

    Foto: Internet

Como en la vida, el futbol hay victorias y derrotas que en ocasiones vienen de la mano sagrada de la fortuna o de la perversa injusticia. Y no hubo mejor ejemplo de ello que el juego de ida de las semifinales de la Champions League entre el Barcelona y el Liverpool. 

El cuadro blaugrana corrió con la fortuna que conlleva tener entre sus filas a un tocado por los dioses al llevarse una amplia ventaja de tres goles a cero en uno de sus peores juegos en lo que va del torneo continental rescatados por su máxima figura, Lionel Messi. 

Por el contrario, los ‘Reds’ saltaron a la cancha del Camp Nou con el nivel de grandeza que les corresponde y dominaron gran parte del encuentro, tuvieron mayor tiempo el balón hasta que la catástrofe se les vino encima y los tres goles en contra fueron demasiado castigo. 

 

También te puedes interesar: “La patineta” no solo brinda diversión, aporta numerosos beneficios al cuerpo

 

Ahora, el final de esta película se escribirá sobre uno de los templos del futbol mundial, el estadio de Anfield, con toda la afición roja apoyando a su equipo desde el inicio y hasta el final, en busca de demostrar porque el equipo dirigido por Jurgen Klopp nunca camina solo. 

Si bien remontar sería una hazaña, no hay mejor equipo que pueda ser capaz de ello que el Liverpool, quien en la final de la Champions League del 2005 vino de atrás de un 3-0 ante el Milan, igualando el marcador en el segundo tiempo y después alzar su quinta ‘orejona’ en tanda de penales  

Otro regreso de los ‘reds’ fue en los cuartos de final de la Europa League del 2016, cuando Borussia Dortmund les ganaba 3-1 al minuto 57, necesitaban de tres goles y en 33 minutos los consiguieron gracias a goles de Coutinho, Sakho y Lovren en tiempo de compensación. 

Barcelona es el amplio favorito para avanzar a la final, sin embargo, los blaugranas vienen de una oscura eliminación en cuartos de final en la Champions pasada cuando, al contrario, fue a ellos a quienes les remontaron el resultado. Habían obtenido una cómoda ventaja de 4-1 en la ida ante la Roma y para la vuelta en el Olímpico de la capital italiana, ‘la loba’ los eliminó con resultado de 3-0. 

Si vemos los antecedentes el tres ha sido el número clave para ambos equipos y quizás podría ser, junto con el apoyo de su público, el único factor a favor del conjunto inglés. 

Barcelona llega con el ánimo a tope, ya es campeón de La Liga y se dio el lujo de descansas a sus titulares en su último juego del torneo local ante el Celta de Vigo sin importar la derrota, por lo que Messi, Suárez y compañía llegarán frescos a excepción de Ousmane Dembélé que será baja para la vuelta. 

Por parte del Liverpool la cosa no pinta nada bien y están a punto de dejar ir los dos torneos más importantes entre sus competencias. Con el triunfo de este lunes del Manchester City, los rojos se quedaron un punto por debajo de los citizens a falta de una jornada y parece que seguirán sin poder ganas la Premier League desde que cambió a ese nombre y sin ser campeones de Inglaterra desde el lejano 1990. 

Para colmo, el propio entrenador Jurgen Klopp confirmó las bajas de dos de sus hombres más importantes, Roberto Firmino quien no se pudo recuperar de una lesión muscula y el egipcio Mohamed Salah, quien salió de cambió en su último juego de liga por un golpe en la cabeza y por protocolo no podrá jugar. 

Liverpool se juega todas sus cartas esta semana en lo que hasta ahora ha sido una de sus mejores temporadas en cuanto a números y que lastimosamente se podría quedar con las manos vacías, mientras que el Barcelona sueña con un nuevo triplete ya que también está instalado en la final de la Copa del Rey. 

Notas Relacionadas