Dodgers se coronan campeones

  • Dodgers se coronan campeones

    Foto: Internet

EFE
28-10-2020

El parador en corto Corey Seager pegó a la primera y empujó la carrera de la victoria, que dio a los Dodgers de Los Ángeles el título de Serie Mundial, luego de derrotar 3-1 a los Rays de Tampa Bay en el sexto juego del Clásico de Otoño.

Con a victoria, los Dodgers dejaron 4-2 la serie que se jugó al mejor de siete y consiguió el primer título del Clásico de Otoño desde 1988.

Para el equipo de Los Ángeles el título es el primero en tres intentos en los últimos cuatro años.

 

Ya se acerca la navidad y con ello las fiestas : Adorno Navideño, Letrero Feliz Navidad con Santa, Reno y Muñeco de Nieve, encuentralo en Amazon 

 

En la sexta entrada, Seager pegó a la primera y mandó a la timbradora al guardabosques Mookie Betts, con la segunda carrera de los Dodgers, que selló la victoria del equipo.

Antes en ese mismo episodio, el receptor Austin Barnes empató 1-1 la pizarra al llegar a la registradora aprovechando un mal lanzamiento del relevo Nick Anderson.

El segunda base puertorriqueño Enrique Hernández viajó una vez a la caja de bateo y no tuvo contacto con la bola.

Sobre la lomita brilló la serpentina mexicana, luego de que el relevo Víctor González (1-0) se acreditó la victoria y su compatriota el cerrador Julio Urías (1) consiguió el rescate.

González, quinto lanzador de siete que los Dodgers mandaron a la lomita, trabajó una entrada y un tercio perfectas, retirando a tres bateadores por la vía del ponche.

González concluyó su tarea con 18 lanzamientos, 12 los mandó a la zona del strike, contra cuatro bateadores.

Urías trabajó dos episodios y dos tercios, para sacar los siete outs que le correspondía, retiró a cuatro bateadores por ponche.

El cerrador realizó 27 envíos, 19 los puso en la zona escondida del strike, contra siete bateadores enemigos.

La única respuesta que tuvieron los Rays, fue a través de uno de sus más importantes toleteros, el guardabosques cubano Randy Arozarena (3), que pegó su tercer jonrón en la Serie Mundial.

Arozarena mandó la pelota a la calle en el primer episodio al cazar los envíos del abridor Tony Gonsolin, sin corredores por delante.

El cubano conectó dos veces en cuatro viajes a la caja de bateo, y terminó con una carrera remolcada y pisó una vez la registradora, con su batazo de cuatro esquinas.

Arozarena dejó en ,364 su promedio de bateo en la Serie Mundial.

Mientras que Arozarena, de 25 años, con su jonrón frente a Gonsolin, amplió a 10 los cuadrangulares que ha pegado en lo que va de la competición de los playoffs, mejorando aun más la marca que ya tenía en su poder con nueve, desde el quinto juego.

Además, Arozarena llegó a los 29 imparables en un año de playoffs y Serie Mundial, con el cuadrangular solitario que pegó en el primer episodio y luego un sencillo en el quinto.

Además, Arozarena llegó a los 29 imparables en un año de playoffs/Serie Mundial, con el bambinazo solitario que pegó en el primer episodio y luego un sencillo en el quinto.

La derrota la cargó Anderson (1-1) en un tercio de entrada, al permitir castigo de un imparable y una carrera.

Notas Relacionadas