México debe emular resistencia de la Revolución Cubana: Alberto Híjar

  • México debe emular resistencia de la Revolución Cubana: Alberto Híjar

    Foto: Luis Enrique Flores

  • México debe emular resistencia de la Revolución Cubana: Alberto Híjar

    Foto: Luis Enrique Flores

Ante las amenazas económicas y políticas del presidente estadounidense, Donald Trump, a nuestro país, hoy más que nunca, es necesario poner un ejemplo de dignidad y resistencia como históricamente lo ha hecho el pueblo cubano a partir de su revolución que este 26 de julio cumple 66 años con el Asalto al Cuartel Moncada.

Así lo dijo el crítico de arte, Alberto Híjar, durante la conferencia de prensa para anunciar la exposición "Cuba va. Gráfica, Historia y Revolución" que será inaugurada este viernes 13 de julio en la Galería José María Velasco.

El crítico de arte señaló que se trata de una muestra de más de cien carteles propagandísticos pertenecientes al Taller de Arte e Ideología, recopilados en la propia Cuba durante el último tercio del siglo pasado, los cuales, al día de hoy, representan un homenaje al único socialismo en América.

 

También te puede interesar: Listo el verano cultural para jóvenes

 

"Implica la dignidad, la soberanía nacional, la independencia y la solidaridad internacionales, especialmente en el momento en que México está amenazado por un patán que gobierna Estados Unidos con tomar toda clase de medidas contra el estado del pueblo de México". 

Explicó que un recurso de construcción del socialismo es la emulación, es decir, tomar el ejemplo de los mejores para tratar de ser como ellos, por eso la exaltación del la figura del Che Guevara, por ejemplo.

"Esto viene justo a la medida de lo que está viviendo el mundo en estos momentos, en este plazo de la sentencia de la bestia yanqui; corren los 45 días y correrán otros 45 para ver si nos invaden o ver qué va a pasar", advirtió.

Por ello, Alberto Híjar insistió en que el gobierno mexicano debe asumir una postura digna a la manera del pueblo cubano, no sólo en la forma de hacer campañas y contra campañas, sino de asumir el problema de una manera integral.

De esta manera, aseguró, estos carteles son un ejemplo de la ruptura de un paradigma de la exaltación de la genialidad y el individualismo propios de la ideología de la acumulación capitalista.

En consecuencia, apuntó, la mayoría de los carteles no están firmados en la mejor tradición del trabajo colectivo que nada tiene que ver con la exaltación del autor, sino con una labor grupal a partir de una necesidad política para construir el sujeto de la revolución. En México, recordó, tenemos ejemplos tan importantes como el Taller de la Gráfica Popular.

Los carteles de esta exposición se dividen en ocho temáticas: Asalto al Moncada, Primer Congreso del Partido Comunista, Asalto al Palacio Presidencial, El Che, Festival Mundial de la Juventud, Internacionalismo, Cinematografía y Política Social.

Sin embrago, de acuerdo con Alberto Híjar, Prevalecen los carteles de cine del Instituto Cubano de Artes e Industrias Cinematográficas (ICAIC).

"Una parte fundamental de la exposición es la serie de carteles del ICAIC. En ellos se advierte lo mismo la referencia a los orígenes de las películas, y da cuenta también de la apertura de cinematografías de lugares muy distintos a los que nosotros nunca accederemos si no es en ciclos en la Cineteca Nacional", dijo.

También hay carteles de campañas de salud; en beneficio de los talleres infantiles; hay una parte de carteles históricos de las revoluciones anteriores a la de 1953; carteles internacionalistas que apoyan las luchas de liberación en África; la lucha del pueblo de Vietnam; el repudio al golpe militar en Chile y algunas piezas que se exhiben por vez primera en México como un ejemplar de "telarte" que fue un proyecto para imprimir diseños de pintores famosos en tela para que las mulatas y las señoras cubanas se vistieran con ellas.

"Con esto se trataba de construir toda una espacialidad favorable a la construcción del hombre nuevo', es decir, a la dignidad, a la soberanía, a la independencia y al internacionalismo", destacó.

En cuanto a la estética de los carteles, el crítico mencionó que resalta la intensidad del color de la serigrafía, técnica de la que se apropiaron los cubanos hasta producir un auge internacionalista que incluso llegó a los Estados Unidos. 

"Es el color intenso de las tintas de serigrafía con una enorme capacidad de integrar la tipografía a la figura o imagen a la que se refiere, en un tiempo donde no había computadoras y los creadores diseñaban las letras del cartel", acotó.

La exposición está a cargo de la Secretaría de Cultura, a través del Instituto Nacional de Bellas Artes y Literatura, en colaboración con la Embajada de Cuba en México que, además, tiene el propósito de mostrar a las nuevas generaciones la producción de gráfica cubana que fungió como instrumento de comunicación política.

"Cuba va. Gráfica, historia y revolución" estará en la Galería José María Velasco a partir del 13 de julio hasta el 25 de agosto del 2019.
 

Notas Relacionadas