CDMX: Ciudad que oculta secuestro y trata de mujeres

  • CDMX: Ciudad que oculta secuestro y trata de mujeres

    Foto: Internet

Portal "The Exodo"Por Luis Carlos Rodríguez
01-02-2019

La ola de denuncias de intentos de secuestro de mujeres en diversas estaciones de El Metro, en paraderos de autobuses y en diversas zonas de la capital se ha incrementado frente al discurso que busca minimizar o negar este grave problema por parte de las autoridades de la Ciudad de México, ello a pesar de que hay coincidencia en medio centenar de casos en el modus operandi, tipos de vehículos e incluso la forma en que estos delincuentes agreden y ponen precio a sus víctimas.

Ello evidencia que la Ciudad de México es el paraíso para la trata de personas. Los casos de intentos de secuestro no son aislados y sólo reflejan que la capital del país es ya uno de los paraísos para la trata de personas y uno de las principales zonas de explotación sexual de menores y mujeres.

En las ultimas semanas y meses, no sólo en redes sociales como asegura la Jefa de Gobierno de la CDMX, Claudia  Sheinhaum, se han denunciado decenas de casos de intento de secuestro, sumado a un incremento de hasta 10 casos diarios de desapariciones de menores de edad, la mayoría niñas y adolescentes, que están documentados en la Alerta Amber.

 

También te puede interesar: Las MIPYMES necesitan mayor promoción: COPARMEX CDMX

 

La primera mujer Jefa de Gobierno electa en las urnas, ha minimizado esta grave situación al señalar que hasta el momento no existe información ni en la Procuraduría capitalina ni en la Secretaría de Seguridad Ciudadana sobre intentos de secuestro de mujeres en el Sistema de Transporte Colectivo Metro.

“Ya le pedí al secretario de Seguridad Ciudadana, Jesús Orta Martínez que se reúna con las personas que dicen esto para corroborar si es verídico”, dijo Sheinhaum esta semana al ser cuestionada sobre el tema de esta crisis de inseguridad, donde mujeres han denunciado en diversos noticieros de televisión, radio y periódicos esta ola de intentos criminales.

La Jefa de Gobierno tal vez desconoce el viacrucis que tiene que enfrentar un ciudadano común y corriente y más en este caso, mujeres y jovencitas, que tienen que acudir al Ministerio Público a denunciar estos intentos de secuestros y que al final de cuentas terminarán siendo criminalizadas, hostigadas y perderán al menos 12 horas de interrogatorios inútiles.

El pasado 13 de enero, la joven Grace, denunció en redes sociales y en noticieros de televisión que cuatro hombres y una mujer, intentaron secuestrarla en la estación Chabacano. “Me empezaron a hacer como bolita, a encerrame y uno de los tipos dijo: por esta si nos dan un 20”. “Cámara, llévatela”, dijo otro de los delincuentes. Todo ello ante la pasividad de policías y otros usuarios de El Metro que pasaban por ahí.

“Logré zafarme de ellos y corrí, pero nadie me ayudó, mucha gente se dio cuenta de lo que pasaba, de la situación pero nadie se mete”, narra aún con miedo Grace.

“Por ésta nos van a dar un buen billete”, escuchó la joven Siosmara a sus espaldas a alguien que la seguía y hablaba por celular. El caso ocurrió la tarde del lunes de hace dos semanas en las cercanías de El Metro Coyoacán.

Ella caminaba hacia al Metro y en Avenida Coyoacán y la calle Martín Mendalde se percató que alguien detrás de ella, le habló y aceleró el paso “cuando sintió que comenzaba a incomodarme”. En ese momento la joven escuchó cómo dijo por teléfono la frase que la aterrorizaría, “por ésta nos van a dar un buen billete”.

Empezó la persecución y la joven alcanzó a ver que adelante estaba una camioneta Van color blanca con las puertas abiertas. A ella ya la llevaban de los cabellos dos los secuestradores. Un vigilante de un edificio se dio cuenta de lo que ocurría y acudió a su auxilio. Uno de los delincuentes utilizó la frase “cálmate mi amor” y dijo que era su novia. El guardia no le creyó y pidió apoyo de una patrulla. Al final la aventaron contra el pavimento y huyeron en la camioneta.

Otro caso en la estación San Pedro de Los Pinos de El Metro para seguir documentando el optimismo del nuevo gobierno capitalino. Una joven mujer narró como dos hombres la intentaron sujetar al salir de la estación. “Me querían meter a un auto blanco por lo que corrí nuevamente al interior de la estación”, señala la mujer de 22 años.

Una usuaria de Facebook ha documentado 37 casos de intentos de secuestro en El Metro y sus alrededores. Así como ha creado un mapa donde se señalan los sitios donde se han denunciado los mismos.

El 22 de enero se reportó un caso más en el Metro Aquiles Serdán. Una joven de 17 años narró en Facebook el intento de secuestro que sufrió cuando un hombre le tapó la boca y la amenazó en los andenes, justo cuando iba a abordar el vagón. Afortunadamente logró librarse de su captor. No hubo detenidos a pesar de la presencia de policías.

La aún menor de edad se acercó a un uniformado para denunciar y este le contesto que “mejor se fuera”. Las videocámaras tampoco sirvieron de nada.

El 10 de septiembre del 2018 en el Metro Taxqueña, cuando la joven Joss se dirigía hacia los torniquetes del Tren Ligero aproximadamente a las 8:40 de la mañana,  un hombre la abordó por detrás y le indicó que siguiera caminando.

“Puso su brazo, abarcando mis brazos y mi cuello, pero lo puso con presión para que yo la mantuviera abajo, le dije que mi cartera y todo estaba en mi bolsa que no me hiciera daño, pero me dijo que no quería nada de eso, que no le interesaba y que siguiera caminando… Desde que me interceptó iba hablando como si fuera mi pareja, me decía “ya deja de hacer berrinches, ya te dije que esto va a pasar, siempre eres así> como si fuera pelea de novios”.

De acuerdo a la Revista Big Data, el hombre que la interceptó en Taxqueña logró llevársela al menos 5 estaciones con la cabeza abajo, hasta la estación Registro Federal, donde una señora que se percató de la situación la invitó a sentarse y le preguntó si estaba bien, en ese momento Joss reaccionó y comenzó a gritar que no conocía al sujeto y que quería secuestrarla a lo que el individuo respondió que ella tenía ataques de ansiedad y que se encontraba bajo tratamiento psiquiátrico.

Hasta el momento y a pesar de las denuncias en redes sociales y el incremento de la Alerta Amber, de un mismo modus operandi, las autoridades no han implementado ningún operativo especial al respecto. El plan del gobierno de la Ciudad México es “investigar a las víctimas”.

Ante esta situación y para exigir justicia por las recientes denuncias de secuestros a mujeres en el Sistema de Transporte Colectivo Metro, a través de redes sociales se convocó a una marcha en la Ciudad de México.

En Facebook, Marian Lira organizó un evento para convocar "de manera urgente" a una marcha el sábado 2 de febrero, saliendo a las 15:00 horas del Monumento a la Madre hacia el Zócalo capitalino.

La trata de personas con fines de explotación sexual y para otros fines es una realidad en la Ciudad de México. El corredor de prostitución de La Merced, Anillo de Circunvalación e Izazaga, todo ello a unos calles de Palacio Nacional y de la Jefatura del Gobierno Capitalino, son una lacerante realidad que involucra a cientos de adolescentes y mujeres.

Sumado a la zona de Calzada de Tlalpan y los cientos de giros negros donde mujeres mexicanas y extranjeras son víctimas de trata y de explotación sexual. Tal vez la política del gobierno local sea investigar a las víctimas y dejar operar libremente a sus victimarios.

 

 

Notas Relacionadas