Díganme por qué no lo promovemos?

Díganme por qué no lo promovemos?

Foto: Internet

Amigos que gustan del football americano, les damos la más cordial bienvenida a esta su columna PRIMER DOWN.

En esta ocasión les platico que bien dicen, que en política, no hay casualidades y que muchos hablan para pensar en lugar de pensar para hablar, y esto sucedió recientemente en el football americano, nacional, principalmente en la ONEFA.

Sabemos que hubo mucha gente, aficionados y medios de comunicación que se manifestaron en contra de la suspensión del juego entre Águilas Blancas vs Pumas y también de que el encuentro entre Pumas Acatlán y los de Santo Tomás se haya llevado al “Joaquín Amaro”, hubo voces que dijeron que prácticamente sería a puerta cerrada.

Pero ese modo de pensar está reflejando un fanatismo negativo y egoísta, es pensar en función individual y no general o sea en beneficio de todos, y como dijimos al principio, en política no hay casualidades y eso se demostró en los acuerdos de alto nivel para llevar a cabo este evento.

Al presentarse el problema de porros en CU y ante el 50 aniversario de los hechos de Tlatelolco en 1968, las autoridades tanto del IPN como de la UNAM, instituciones fundamentales dentro del Football americano nacional, pensaron en un plan que no alterara el calendario pero sobre todo resguardar la seguridad del aficionado.

La misión no era fácil, sabían que dicha medida no sería bien recibida, sería dolorosa pero necesaria, por el bien de la imagen del deporte y la seguridad de las familias. Si bien ya se había hablado de que el juego entre Pumas Acatlán y Águilas Blancas se podría realizar en el “Joaquín Amaro”, las circunstancias fortalecieron la idea y resultó un éxito.

Las tribunas se llenaron, familias enteras asistieron al encuentro con total seguridad, y hubo una gran ceremonia previa al encuentro en donde jugadores de ambos equipos y militares sostuvieron la bandera nacional, se entonó el himno nacional y los himnos de las dos instituciones educativas; se lanzaron goyas y huelums ante autoridades de la UNAM, del IPN y naturalmente las militares, a cuyo final, se escucharon los aplausos.

Y ya que hablamos de los militares, podemos decir que la comunión que hubo con las instituciones educativas fue total y se demostró la solidaridad que existe actualmente entre las fuerzas armadas, en lo particular el Cuerpo de Guardias Presidenciales con el football americano, con la sociedad y el aficionado cuya seguridad se resguardó en todo momento para beneficio de todos, salvo las voces de los rencorosos y escépticos o los que están en contra del football americano que nunca faltan.

Algo que quedó patente, fueron los valores sociales que promulga nuestro deporte, en beneficio sobre todo, de la niñez que ve un claro ejemplo de la disciplina que impera en este noble deporte de las tackleadas. Esto es lo que debemos ver y promover en nuestra sociedad, tan ahora carente de respeto a nosotros mismos. Por qué seguir con la venda en los ojos y no apoyar algo que nos deja un grato sabor y dejarnos de mercantilismos que dañan nuestro entorno?...sigo preguntándome por qué?...

Agradezco su atención a la presente colaboración, y los espero con sus comentarios, en la próxima ocasión de esta su columna PRIMER DOWN…hasta entonces.

 

Notas Relacionadas

Primer Down

Pablo Velasco Venegas

También puede interesarte

No se encontró contenido relacionado