Para todo, la mercadotecnia por delante

Para todo, la mercadotecnia por delante

Foto: Internet

Amigos que gustan del football americano, les damos la más cordial bienvenida a esta su columna PRIMER DOWN.

 

En esta ocasión les platico que Luis Pérez creció en el seno de una familia futbolera. Su padre, Juan Luis Pérez Zermeño, jugó profesionalmente con León y Atlas. Pero su hijo se enamoró de otro deporte.

"Creo que nunca me gustó el futbol porque era gordito y no me gustaba correr", "Siempre quise ser un mariscal de campo. Tenía la visión de jugar en la NFL y sabía que lo podía hacer".

Hubo otra disciplina que también enamoró al joven mexicoamericano: el boliche. En 12 ocasiones ha obtenido 300 puntos, la máxima posible en el juego. Pérez se volvió tan bueno que se divertía lanzando tiros de truco. En ocasiones caminaba con la pelota de espaldas a los pinos, para girar en el último momento posible y lanzar. Casi siempre, el tiro terminaba en strike.

El pasado 13 de diciembre, Pérez, el mariscal de campo de Texas A&M-Commerce, fue nombrado el ganador del trofeo Harlon Hill, otorgado al jugador más valioso de la División II del football americano colegial de los Estados Unidos.

Pérez creció en Chula Vista, California, una ciudad a menos de 20 kilómetros de la frontera mexicana con Tijuana. Pese a que no jugó de mariscal de campo en la preparatoria, ingresó a Southwestern College, una universidad en su ciudad natal, e inmediatamente se postuló.

Después de algunas lesiones de compañeros, Pérez obtuvo su oportunidad de jugar y maravilló a su entrenador.

Pero Pérez también se lesionó poco tiempo después, obligándolo a rehabilitarse e intentar ganarse el puesto nuevamente, meses después.

Pérez regresó a los campos en el 2014, se ganó el puesto de titular y llevó a Southwestern al campeonato de su conferencia. Tras la victoria, otras universidades de mayor prestigio le pusieron el ojo. Eventualmente, eligió a Texas A&M-Commerce.

"Podías ver que tenía talento al analizar sus videos," dijo Jared May, el coordinador ofensivo de Texas A&M-Commerce, "Pero además de eso tenía muchos intangibles positivos, como su fortaleza mental. Nos dimos cuenta que nos podía llevar a otro nivel".

El éxito rotundo del mexicano le otorgaron dos nominaciones al trofeo Harlon Hill, el cual ganó la temporada pasada, y una selección "All-American" en el 2017.

Ahora, Los campeones de la División Oeste de la Conferencia Nacional lo firmaron como agente libre no seleccionado. Luis Pérez, tendrá la oportunidad de probarse en la NFL tras haber sido invitado a formar parte del campamento de Los Angeles Rams.

Pérez no fue elegido por ningún equipo en el reciente NFL Draft, pero afortunadamente firmó como agente libre no seleccionado con la franquicia californiana.

Luego de un año denominado "redshirt" en el que estudió, pero no jugó, asumió la titularidad y de inmediato se consolidó como un prospecto a seguir.

En las últimas dos temporadas acumuló 665 pases completos, 8,325 yardas, 78 pases de anotación y tan solo 16 intercepciones, números que avalan su invitación al campamento de los Rams, donde buscará ganarse un lugar en el roster, ser suplente de Jared Goff o al menos unirse a la escuadra de práctica.

Algo que nos llama mucho la atención es que para este 2018, los Rams tienen programado un juego en suelo nacional ante los Kansas City Chiefs, en una edición del Monday Night Football. Y me pregunto, sigilosamente: acaso tendrá algo que ver este juego, con el que se haya contratado a un jugador de origen mexicano?...pero que conste, que solo pregunto, por si acaso

Agradezco su atención a la presente colaboración, y los espero con sus comentarios, en la próxima ocasión de esta su columna PRIMER DOWN…hasta entonces.

Notas Relacionadas

Primer Down

Pablo Velasco Venegas