Más abarroteros en la CDMX pero mucho en la informalidad

  • Más abarroteros en la CDMX pero mucho en la informalidad

    Foto: Cortesía | MNE

  • Más abarroteros en la CDMX pero mucho en la informalidad

    Foto: Cortesía | MNE

Aun cuando la apertura de tiendas de abarrotes reporta un crecimiento del 20 por ciento en los últimos dos años, en la Ciudad de México, pues éstas llegan a las 86 mil, un buen porcentaje sobrevive en la informalidad de trámites ya que o no pagan impuesto; o no están dadas de alta ante el IMSS; o no han hecho el aviso de funcionamiento ante la autoridad correspondiente; o ante Protección Civil e incluso carecen de trámites ante la Cofepris dependiente de la Secretaría de Salud.

Lo anterior está relacionado con la burocracia y tramitología que existe en el proceso, con los elevados costos de los tramites y ante un modelo de negocio que apenas les da para la subsistencia, ello sin considerar la “extorsión” de que llegan a ser víctimas por parte de los inspectores delegacionales.

A pesar de ello, autoridades empresariales del ramo, del Centro para el Desarrollo Empresarial del Pequeño Comercio de Abarrtotes (Cedepec) y de la Cámara de Comercio Servicios y Turismo de la Ciudad de México (Canaco), aseguran que el sector abarrotero representa el 7 por ciento del PIB pues existen Un millón 31 mil unidades económicas en todo el país.

 

También te puede interesar: Feria Internacional del Calzado, una oportunidad para los negocios

 

Este número detallaron los empresarios, encabezados por Humberto Lozano Avilés, Presidente de la CANACO, representa el 18 por ciento del total de las unidades económicas, de tal suerte que en el estado de México existen 150 mil tiendas de abarrotes y en la Ciudad de México 86 mil 464.

Además cabe destacar que la instalación de tiendas de abarrotes está muy relacionado con el desempleo ya que quien deja de percibir un ingreso como asalariado llega a optar por este esquema cuyos ingresos mensuales suelen ser, en un 64 por ciento, menores a los 45 mil pesos.

Indicó que los convenios establecidos con las autoridades capitalinas para evitar la clausura de pequeños negocios permitió el aumento de las tiendas de abarrotes en delegaciones como la  Cuauhtémoc, Gustavo A. Madero y Álvaro Obregón.

De acuerdo al estudio denominado “Los Comercios de Abarrotes: Su modernización, una estrategia posible” donde se presentó un reporte ejecutivo, se estableció que las tiendas de abarrotes tienen en promedio de una a 10 personas y en su mayoría están encabezadas por adultos mayores con escolaridad que no rebasa la secundaria.

Por su parte, Juan Luis Ordaz, Director de Educación Financiera de City Banamex, expuso que este sector generador de 1.7 millones de empleo tienen entre sus pendientes mejorar sus sistemas de administración ya que el 75 por ciento desaparecen a los dos años de formarse por falta de uso de tecnología y por falta de herramientas de administración.

Por ello es necesario apoyarlos en la profesionalización de las empresas desde el uso de canales adecuados para llegar a las instituciones financieras ya que “el crédito es fundamental porque sin él, la tendencia a morir es mayor”.

Por su parte, el titular de la Secretaría de Desarrollo Económico (Sedeco), Francisco Caballero García, mostró su total ignorancia sobre la realidad del sector al desconocer cuántas tienda de abarrotes no cumplen los trámites que marca la autoridad y mucho menos cuántas inspecciones se realizan en contra de estos negocios que conllevan a actos de corrupción por parte de los inspectores delegaciones.

Con actitud prepotente, el funcionario de la CDMX se negó a dar entrevista y en su discurso sólo argumentó que de los 86 mil negocios del ramo sólo 9 mil 676 están registrados ante la Sedeco lo que lo que habla de una ausencia en el registro y de que por ello están vulnerables ante los inspectores.

Notas Relacionadas

Rusia 2018