Usaremos la "fuerza bruta" ante ataque a mezquita: Egipto

  • Usaremos la "fuerza bruta" ante ataque a mezquita:  Egipto

    Foto: Internet

Fuente: 
Notimex
24-11-2017

El presidente de Egipto, Abdel Fattah al-Sisi, prometió responder con “fuerza bruta” al ataque perpetrado contra una mezquita sufí en la provincia de Sinaí Norte, en el cual murieron al menos 235 personas y otras 120 sufrieron heridas.

Aunque por el momento ningún grupo extremista ha reivindicado el ataque, las autoridades egipcias sospechan que la responsabilidad es de los militantes islamistas, quienes se afiliaron al grupo radical Estado Islámico (EI) y han  intensificado sus acciones en el norte del Sinaí.

De acuerdo con los reportes más recientes, terroristas no identificados irrumpieron la tarde de este viernes en la mezquita Al-Rawda, al oeste de la localidad de Al-Arish, en el norte de la provincia, en momentos en que tenían lugar las oraciones musulmanas y el santuario se encontraba lleno de personas.

 

También te puede interesar: Desalojan estación del metro londinense, por posible ataque terrorista

 

En el interior, los atacantes detonaron explosivos y a continuación dispararon armamento pesado contra los fieles que intentaban escapar para ponerse a salvo, sin embargo, causaron la muerte a 235 personas e hirieron a otras 120, reportó la televisión estatal egipcia.

Los agresores incendiaron vehículos estacionados en las inmediaciones para bloquear el acceso a la mezquita y algunos disparaban desde allí contra quienes salían corriendo del recinto religioso.

Debido al elevado número de personas que murieron, incluidos conscriptos militares, este ataque es descrito ya como el más mortífero en la historia moderna de Egipto, desde que se intensificó la insurgencia islamista en la Península del Sinaí en 2013.

El presidente egipcio al-Sisi, prometió responder con “fuerza bruta”, después de mantener conversaciones con los funcionarios de seguridad, y ordenó reforzar la seguridad en toda la península, de manera particular en el conflictivo norte, en torno a las mezquitas e iglesias cristianas, así como cuarteles. “Es un ataque cobarde que tiene como objetivo desestabilizar la unidad del país, esparcir amargura y hacernos dudar de nuestras capacidades”, sostuvo al-Sisi al dirigirse la noche de este viernes a la nación en un mensaje televisado, en el cual expresó sus más profundas condolencias a las familias de las víctimas.

“Este ataque no hará más que fortalecernos y hacernos más persistentes en la lucha contra el terrorismo”, dijo y prometió que el ejército y la policía de Egipto restablecerán en breve el control y la seguridad, enfatizando que “responderemos vigorosamente a esto”.

Afirmó que lo que está sucediendo en el norte del Sinaí es un reflejo real de nuestros esfuerzos para combatir el terrorismo, por lo que Egipto se mantendrá firme y continuará “esta guerra porque es una guerra noble, ya que es contra asesinos y extremistas”.

El objetivo directo del ataque fueron los fieles del sufismo, o misticismo islámico, que se reúnen de manera regular en las mezquitas, y ellos son vistos por grupos yihadistas, incluido el Estado Islámico, como herejes igual que a los chiitas.

La Presidencia egipcia declaró un periodo de tres días de duelo por las víctimas mortales, de acuerdo con reportes del periódico local Daily News Egypt. Los militantes islámicos han estado librando una insurgencia en la Península del Sinaí en los últimos años y han intensificado sus ataques desde julio de 2013, cuando las fuerzas armados depusieron al entonces presidente Mohamed Morsi, el primer mandatario islamista del país, tras masivas protestas.

Cientos de policías, soldados y civiles han sido asesinados desde entonces, principalmente en ataques llevados a cabo por el grupo en la provincia de Sinaí.

 

 

 

 

Notas Relacionadas