"No complazcan a potencias extranjeras": Tusk

  • "No complazcan a potencias extranjeras": Tusk

    Foto: Internet

Fuente: 
Notimex
31-01-2017

El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, afirmó que el cambio de presidencia en Estados Unidos pone a la Unión Europea “en una situación difícil” y urgió a sus líderes a “no complacer a potencias extranjeras”. “El cambio en Washington pone a Europa en una situación difícil, con la nueva administración pareciendo cuestionar los últimos 70 años de política externa americana”, señaló en una carta enviada a los gobernantes de los Veintiocho.

Dicho cambio se enmarca en una “nueva situación geopolítica en el mundo”, que representa “un riesgo” para la UE, afirmó Tusk.

Ello incluye el surgimiento de “una China más asertiva”, la política “agresiva” de Rusia en Ucrania y los demás países vecinos, “guerras, terror y anarquía en el Oriente Próximo y África”, así como “declaraciones inquietantes de la nueva administración americana”. “Todo ello torna nuestro futuro altamente imprevisible.

 

También te puede interesar: Cerca de 7.5 millones de niños sufrirán desnutrición grave en países en guerra: UNICEF

 

Por la primera vez en nuestra historia, en un mundo externo cada vez más multipolar, muchos se están volviendo abiertamente antieuropeos”, señaló. “No hay razón por la que Europa y sus líderes deberían complacer potencias extranjeras y sus gobernantes.

Hoy debemos defender muy claramente nuestra dignidad, independiente si estamos hablando de Rusia, China, Estados Unidos o Turquía”, urgió. Según Tusk, los desafíos a los que se enfrenta la mancomunidad ahora “son más peligrosos que nunca” y exigen de los gobernantes de la UE “valor para oponerse a la retórica de demagogos, que sostienen que la integración europea solo beneficia a las elites y que los países superarían mejor las dificultades por sí mismos”.

El líder europeo constató la aparición de un “egoísmo nacional” que “se está convirtiendo en alternativa atractiva a la integración”. Apuntó, además, para el “declive de la fe en la integración política, la sumisión a los argumentos populistas y la duda en los valores fundamentales de la democracia liberal”, que son “cada vez más visibles”. “Si hacemos creer que no oímos las palabras y no vemos las decisiones dirigidas contra la UE y nuestro futuro, las personas dejarán de tratar Europa como su hogar y socios globales dejarán de nos respectar”, subrayó.

Tusk defendió que la mejor manera de responder a esa amenaza es que los Veintiocho reiteren que la UE ha sido creada para “evitar otra catástrofe histórica” y que el período de unión ha sido hasta ahora el mejor “en toda la historia europea”.

El mensaje debe ser enviado “de manera clara” durante la cumbre de 60 años del Tratado de Roma, que celebrarán en la capital italiana en marzo, dijo. “Debemos dejar claro que la desintegración de la UE no llevará a la restauración de alguna mítica y total soberanía de sus países miembros, sino a su real y factual dependencia de grandes superpotencias: Estados Unidos, Rusia y China”, refirió Tusk. “Sólo juntos podemos ser totalmente independientes.

Debemos recordar a nuestros amigos americanos su propio lema: unidos permanecemos de pie, divididos caímos”, abogó.
 

Notas Relacionadas

Rusia 2018