"Soy un inmigrante": Guillermo del Toro; gana el Oscar a mejor director

  •   "Soy un inmigrante": Guillermo del Toro; gana el Oscar a mejor director

    Foto: Internet

En una mesurada ceremonia, tanto en la forma como en el fondo, el mexicano Guillermo del Toro y su película "La forma del agua" se llevaron la noche de la nonagésima entrega del Oscar al ganar como mejor película y mejor director. 

Ante un panorama complicado con directores como Christopher Nolan y películas como "Tres anuncios por un crimen", el director tapatío reafirmó la buena temporada por la que atraviesan él y su película fantástica, cosechando premios por acá y por acullá, ahora levantando la mano con 4 premios de la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas de los Estado Unidos. Además de los ya mencionados, el filme de Del Toro se lleva los premios a mejor banda sonora para Alexandre Desplat, además de mejor diseño de producción.

De esta manera, el director de "El laberinto del fauno" se convierte en el cuarto mexicano en ganar un Oscar durante los últimos cinco años, uniéndose a sus "compadres", Alfonso Cuarón, Alejandro González Iñárritu y Emmanuel Lubezky.

 

También te puede interesar: “David Bowie” emociona y llena de energía a mexicanos

 

Durante su discurso al recibir el premio a mejor director, Guillermo del Toro alzó la voz y dijo: "Soy un inmigrante, como Salma, como Gael, como muchos de ustedes, y en los últimos 25 años he vivido en un país que es de todos nosotros, que tiene partes de aquí, de Europa y de todas partes, porque creo que lo más maravillosos que puede hacer, y nuestra industria lo hace, es borrar las barreras en la arena".

En este sentido, cuando todo el "crew" de la "La forma del agua" subió a recibir el Oscar a mejor película, Del Toro insistió en el tema de las barreras, pues dijo que dedicaba el premio a todos los jóvenes que se atreven a hacer cine, los instó a que realicen sus sueños: "Todos los que sueñan con utilizar la fantasía para contar cosas que son reales en el mundo lo pueden hacer; esta es una puerta, tumbenla y pasen", dijo.

En el poco tiempo destinado para su arenga, el cineasta mexicano hizo un poco de remembranza de cómo llegó a los cuernos de la luna en los que ahora se encuentra. 

"Al crecer en México, admiré siempre las películas extranjeras: 'E.T.'... Unas semanas atrás Steven Spielberg dijo: 'si llegas a estar arriba, recuerda que eres parte de un legado; eres parte de un número muy grande de cineastas, siéntete orgulloso", concluyó el mexicano.

Hasta los primeros minutos de este lunes 5 de marzo, un par de horas después de concluida la ceremonia, en la cuenta de Twitter del Presidente, Enrique Peña Nieto, no había un mensaje de felicitación para el cineasta mexicano, toda vez que el año pasado, Guillermo del Toro dijo en una entrevista en Toronto, Canadá que no le gustaba que lo felicitara el presidente.

Las instancias que sí celebraron al cineasta a través de sus cuentas de Twitter fueron el Instituto Mexicano de Cinematografía: "Felicitamos a Guillermo del Toro por los premios Oscar como Mejor Director y Película", y la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas: "La @AcademiaCineMx felicita al cineasta mexicano Guillermo del Toro por ser galardonado con el Premio #Oscars en la categoría de Mejor Director por su película @shapeofwater ¡Enhorabuena!

El primer momento de la noche para México fue cuando Eugenio Derbéz salió al escenario a presentar una de los temas nominados a mejor canción, en este caso, "Recuerdame" de la película animada "Coco", la cual inició cantando Gael García Bernal, quien como cantante, es un excelente actor. Después de haber dado la introducción, salieron a interpretar el tema completo Natalia Lafourcade y Miguel Jontel Pimentel, ante un escenario que se tornó colorido con una iglesia de fondo y varios cráneos luminosos.

Luego, Ia actriz mexicana Eiza González presentó un par de nominaciones.

Otro de los momentos en que nuestro país salió a relucir fue cuando la animación "Coco", película inspirada en la fiesta mexicana del Día de Muertos, ganó como mejor película y mejor canción original. Salvo "Cartas de Van Gogh", como mejor cinta animada y "This is me", mejor canción del musical "El gran Showman", "Coco" no tuvo mayor competencia para ganar este par de oscares.

Durante los discursos de agradecimiento, se reconoció que esta película no habría sido posible sin la inspiración de "la gran cultura mexicana", al igual que se dijo que "'Coco' es la prueba de que podemos cambiar al mundo".

La película que podría pensarse como la perdedora de la noche es "Tres anuncios por un crimen", pues solo se alzó con dos estatuillas, pero ninguna de las dos despreciable. Se llevó el Oscar a Mejor actriz para Frances McDormand y mejor actor de reparto para Sam Rockwell.

En el caso de Frances McDormand, agradeció al director por este proyecto del que dijo: "Somos hoolligans y anarquistas que nos vemos bien cuando nos bañamos". Pero, más allá del chascarrillo, la mejor actriz se llevó uno de los momentos cuando convocó a todas las nominadas para que se pusieran de pie y así mostrar el poder femenino de Hollywood. "Vean, todas estas mujeres tienen historias que contar. No platiquen con nosotras en la fiesta, mejor invítenos a sus oficinas o vayan a las nuestras para platicar de los proyectos", dijo, al tiempo que concluía su discurso con dos palabras: "Inclusión y brillo".

Por su parte, Gary Oldman se alzó con el Oscar a Mejor actor por su transformación como Winston Churchil, en el filme "Las horas más oscuras".

Los premios a mejor actriz y actor de reparto fueron para para Allison Janney, por "I Tonya", y el ya mencionado Sam Rockwell. 

Otro momento en el que participó una mexicana más fue el que protagonizó Salma Hayek, a lado de sus colegas, Annabella Sciorra y Ashley Judd, quienes le pusieron la pizca política a la ceremonia cuando hablaron del acoso sexual, el papel de la mujer en el cine y el racismo. 

"Un nuevo camino ha surgido. Nuestras voces unidas en un poderoso coro que finalmente dicen 'se acabó'; saludamos a esos espíritus imparables que patearon traseros; en esta noche de aniversario, debemos ver hacia adelante", dijeron seguidas de una ovación no tan efusiva.

La secuela del filme de culto "Blade Runner", "Blade Runner 2049", fue la ganadora a  mejor fotografía para Roger A. Deakins, quien tras 14 nominaciones,  por fin se alzó con el galardón. Además esta cinta se llevó el Oscar a mejores efectos visuales.

La película bélica "Dunkerque", de Christopher Nolan, ganó 3 premios de la Academia: mejor edición, edición de sonido y mezcla se audio.

La Academia estadounidense hizo un homenaje a las películas bélicas que tanta fama y dividendos le ha dado a lo largo de su historia.

Latinoamérica también levantó la mano en esta nonagésima entrega del Oscar con la película chilena "Una mujer fantástica", del director  Sebastián Lelio y protagonizada por la actriz transgénero Daniela Vega como mejor película de habla no inglesa. Este es el primer Oscar para Chile y el segundo para un país latinoamericano; Argentina es el otro.

"Heaven is a Traffic Jam on the 405", fue la ganadora como Mejor Documental Corto y como mejor cortometraje de ficción el Oscar fue para  "The silent child".

La película intimista, "Llamame por tu nombre" ganó el Oscars como Mejor Guión Adaptado y "Huye" se llevó el premio a mejor guión original.

De esta manera, sin sorpresas y sin tremendos "osos" como el del año pasado, la nonagésima entrega del Oscar no tuvo la emoción del año pasado ni los discursos fueron atrevidos o incendiarios como otras veces. Donde si fueron aventados fue en poner a la misma pareja que presentó el premio a mejor película el año pasado, los actores Warren Beatty y Faye Dunaway, para este año también y en la misma categoría, pero esta vez, no hubo errores qué lamentar. 

Notas Relacionadas

Rusia 2018