CDMX sin escasez de combustible

  • CDMX sin escasez de combustible

    Foto: Internet

Fuente: 
Notimex
08-01-2019

La secretaria de Energía, Rocío Nahle, señaló que la falta de combustible en la zona de El Bajío, en especial Querétaro y Jalisco, está relacionada al cierre de varios ductos, a fin de combatir el robo de combustible en el país.

Recordó que el pasado 27 de diciembre, el presidente Andrés Manuel López Obrador dio a conocer el plan sobre el robo de hidrocarburos, para el cual Petróleos Mexicanos (Pemex) se preparó con producto en las diferentes terminales de abastecimiento, que se transporta por medio de pipas.

“Este desabasto se debe a que se cerraron varios ductos. Pemex tiene un sistema de monitoreo constante de todos los ductos donde lleva la gasolina, en el que se observa fácilmente cuando hay una caída de presión en el sistema, lo que quiere decir que en el ducto están succionando.

 

También te puede interesar: Capital extranjero en México, permitirá mayor crecimiento económico

 

Pemex cerró las válvulas, donde empezó a ver que había caída de presión; esto antes se veía pero no se cerraban las válvulas y podían pasar horas y se dejaban que se robaran el producto”, explicó.

En entrevista radiofonica, detalló que como parte de las acciones, se cerraron las válvulas, se puso vigilancia y se intervienen los ductos, para saber la ubicación de las fugas, al tiempo que se distribuye el hidrocarburo en pipas.

“En esta zona donde se ha presentado más desabasto es precisamente donde mayor índice de huachicoleo o robo de combustible se presenta; no es que sea la zona con más demanda, es una zona importante, pero por ejemplo la Ciudad de México donde se encuentra el parque vehicular más alto no está este problema”, destacó.

El desabasto, apuntó, probablemente podría estar relacionado a que algunas gasolineras reportan un flujo de volumen menor al que realmente tienen, razón por la que varias han sido clausuradas.

“Las gasolineras que han sido clausuradas por Pemex es porque no corresponden las facturas y los volúmenes que se les surte con lo que ellos han estado vendiendo”, agregó.

Nahle consideró de vital importancia que la sociedad sepa a qué se debe esta situación; “no es que se haya dicho vamos a cerrar para molestar a la gente, de ninguna manera. Esto es porque tenemos que corregir algo que de raíz está mal, que le ha causado muchísimo dinero al país, pero sobre todo que también en la zonas donde hay robo de combustibles se ha incrementado la violencia, en una forma considerable”.

Finalmente, reiteró que el gobierno federal trabaja para llevar el combustible a los estados donde es necesario hasta que se logré erradicar el problema.

 

Notas Relacionadas