52% de los trabajadores del comercio son mujeres

  • 52% de los trabajadores del comercio son mujeres

    Foto: Internet

El papel de la mujer no sólo es preponderante dentro del hogar sino también en cuestiones sociales y laborales, toda vez que con su participación en la actividad comercial y de servicios en la Ciudad de México, colaboran en gran medida con el 16 por ciento del Producto Interno Bruto que le aporta la capital del país a la nación.

En este sentido, la Cámara de Comercio Servicios y Turismo en Pequeño de la Ciudad de México, destacó la labor de las mujeres en dicho sector, pues ellas tienen una presencia preponderante, del 52 por ciento sobre el número de varones.

Asimismo, el 41 por ciento de las mujeres que laboran en el comercio se desempeñan como dueñas, encargadas o socias de un negocio, de acuerdo al registro anual de la Canacope Ciudad de México, correspondiente a 2016.

 

También te puede interesar: En 2020 el sector abarrotero mayorista crecería a 47.8%

 

Ese nivel de participación al frente de un negocio, responde a diferentes factores y condiciones a los que la Mujer debe hacer frente y que sin el apoyo adecuado, frenan su desarrollo para emprender un negocio propio.

Sin embargo, las mujeres enfrentan diversos obstáculos para emprender un negocio, como son el desconocimiento de herramientas administrativas y de contabilidad, poca capacitación sobre el giro, desinformación para atender trámites y dificultad para la obtención de créditos o apoyos que permitan invertir en su negocio.

De igual manera se presentan barreras sociales como las situaciones de violencia, discriminación laboral, inseguridad y barreras de índole económica y social.

Ante ese panorama y con la intención de promover el desarrollo de la Mujer Emprendedora en el ámbito comercial y de servicios, el Capítulo de Mujeres Empresarias de la Canacope Ciudad de México, consolida programas de atención -no exclusivos para mujeres-, donde a través de capacitación y a la promoción de sinergias entre empresarias y empresarios, se estimula el intercambio comercial, la creación de cadenas productivas y de proveedurías, la participación en programas de apoyo, así como la retroalimentación de experiencias que fortalezcan el desempeño de las mujeres y hombres empresarios de forma propositiva.

El Día Internacional de la Mujer, se debe definir por el impulso de espacios para alentar al desarrollo de la Mujer en cuanto a su educación, desarrollo profesional y cubrir sus necesidades de realización como persona.

Lejos de las felicitaciones, las celebraciones de este 8 de marzo, deben orientarse al reconocimiento de los logros de la Mujer en todos los ámbitos en los que se desarrolla, no como una expresión condescendiente, sino para destacar a su real valor como elemento de cambio positivo en la sociedad.

 

 

Notas Relacionadas