Historias en papel amate que se exhibe en el Museo Nacional de Culturas Populares

  • Historias en papel amate que se exhibe en el Museo Nacional de Culturas Populares

    Foto: Internet

La exploración sobre el papel amate ha hecho el arquitecto y artista plástico Gabriel Sánchez Viveros durante los últimos tres años se presenta en la exposición Rojo. Historias en papel amate que se exhibe en el Museo Nacional de Culturas Populares.

Inaugurada la noche de este viernes 26 de octubre, la muestra está integrada por más de 30 piezas, la mayoría de gran formato, todas realizadas en papel amate con pintura acrílica o la técnica del pirograbado.

Gabriel Sánchez Viveros expresó que es un honor pero también un placer presentar por primera vez en el Museo Nacional de Culturas Populares su propuesta artística, ya que se trata de un recinto que contribuye a la preservación de las tradiciones de México.

 

También te puede interesar: Recorren 100 años del diseño italiano a través de objetos icónicos

 

“La exposición se llama Rojo. Historias sobre papel amate. Es trabajo artístico que he realizado sobre papel amate en un formato que es difícil de encontrar, mide 2.40 por 1.20, son piezas muy grandes, es una interpretación mía sobre este papel en donde ha sido una transición de las últimas colecciones que he estado presentado los últimos tres años”.

El artista explicó que esta exploración inició con la serie Evolución, después fue El origen en el que trabajó con cascarones de huevo de avestruz y materiales de construcción y “ahora lo que estoy presentando es la impresión de mi cuerpo desnudo sobre el papel amate que es la colección Primitivo, que es cuando el hombre se hace consciente de sí y quiere dejar un legado, pensando en las pinturas rupestres”.

La muestra Rojo también presenta obras de otra serie que recientemente el artista exhibió en Alemania en la que formó cactáceas a través de la impresión de diferentes partes de su cuerpo, así como tres calaveras, muy propias de esta temporada de Día de Muertos.

Gabriel Sánchez Viveros destacó que una de estas calaveras, la titulada Calaflores hecha con pirograbado y que presenta un tocado de flores, será donada al Museo Nacional de Culturas Populares.

Agregó que si bien es muy conocido el papel amate, pocos artistas lo utilizan porque es un material difícil de trabajar, hecho con procesos artesanales, pero él se dijo enamorado del papel amate por la belleza del material.

A diferencia de las artesanías mexicanas, donde este papel es muy utilizado sobre todo con colores intensos y llamativos, Gabriel Sánchez Viveros lo maneja en una paleta pastel, en una fusión de lo artesanal con el arte contemporáneo.

Adelantó que en su experimentación con el papel amate ya prepara una nueva colección que se llamará Flora soul, en la que imprimirá flores, es decir, utilizará el pigmento de la flor como color.

Por su fascinación con el papel amate, el artista invitó a otros creadores a incursionar en este material que, dijo, brinda texturas y colores maravillosos y sobre todo para evitar que se deje la tradición de su producción artesanal.

El artista señaló que busca dejar escuela en el uso de este material por lo que continuamente brinda talleres sobre todo a niños y jóvenes pero también adultos mayores interesados en experimentar con el papel amate, para lo cual se le puede contactar en su páginawww.gabrielsanchezviveros.com y en la cuenta /gsv.artist en Facebook e Instagram.

Finalmente, el director del Museo Nacional de Culturas Populares, Roberto Rodríguez Castañeda, agradeció a Gabriel Sánchez Viveros la generosidad de poder exponer su obra en el recinto, ya que se trata de un enlace entre la tradición y el arte contemporáneo.

Consideró que Rojo. Historias sobre papel amate, la cual estará abierta durante tres meses, hasta enero de 2019, es una exposición hecha a manera de construcción, con una obra muy mexicana pero a la vez universal y sobre todo arquitectónica.

Notas Relacionadas